Con la deportividad por bandera en tiempos difíciles para Ucrania y sus habitantes. Así ha vuelto a exhibirse Les Abelles un día después de verse apeado de la final de los playoffs de 1ª Territorial por la alineación indebida de las dos refugiadas ucranianas que tiene acogidas en el equipo senior B, y en los domicilios de dos familias del club desde hace días. A sabiendas de que volvían a incurrir en alineación indebida, el club abejorro volvió a hacer jugar a Nataly Mazur y Oksana Nykoriak en el partido por el tercer y cuarto puesto disputado este sábado en el campo Jorge Diego Pantera del Polideportivo Quatre Carreres.

La impugnación del partido de semifinales que ganaron al RC UCV (Universidad Católica de València) el pasado fin de semana les costó el viernes su billete a la final sin ninguna otra sanción añadida, después de la resolución de la Federación de Rugby de la Comunitat Valenciana, a la que habían preguntado al respecto antes del encuentro. La sanción era clara en base al reglamento que impide fichar fuera de plazo, y que expiraba antes del inicio de los playoffs. Con su eliminación, el RC UCV ocupaba su lugar en la final ante Turia Emerging, que se jugó también en la tarde de de este sábado en ‘El Pantera’.

Con el precedente del RC UCV, el CUDER murciano podría impugnar en las próximas horas el partido por el mismo motivo, por lo que el triunfo de las abejorras, sin nada en juego, por un contundente 48-7, no es definitivo.

Una vez más, las dos internacionales del rugby 7 ucraniano brillaron con luz propia y llevaron a su equipo al triunfo, con dos ensayos para cada una de ellas, además de una transformación de Nataly Mazur, que es la capitana de su selección.

La apuesta humanitaria y deportiva de Les Abelles en ayuda de estas dos mujeres que han huido como millones de refugiados de la invasión de Ucrania por el ejército ruso y de las consecuencias de la guerra es total. De hecho, ya han comunicado que jugarán la Copa de la Reina, competición que se disputa en la modalidad de rugby 7.