El baño es una de las partes del hogar que más limpieza exige, ya que es uno de los espacios que más gérmenes acumulan. Por ello, la limpieza debe ser frecuente y a conciencia. Pues bien, dentro del baño, la bañera es un espacio que se ha de tener en cuenta; una bañera con restos de jabón o un inodoro sucio, por cambiar de elemento, no transmite la imagen de limpieza que quisiéramos que vieran nuestros invitados y además no generan confort en el propio hogar. Asimismo, la mampara de ducha es otra de las zonas del aseo que más quebraderos de cabeza dan a los que se encargan de las tareas del hogar. Y es que la cal que se acumula en estos cristales no es sencilla de eliminar.

No obstante, hay un truco de limpieza de los que se conoce como "consejos de la abuela" para eliminar la suciedad que genera el agua del grifo en el mobiliario del aseo en un minuto. Además, se trata de un remedio natural que deja atrás los productos antical, los cuales contienen sustancias químicas que pueden ser dañinas para el medio ambiente.

En concreto, para llevar a cabo la limpieza de la mampara de la ducha, necesitas un ingrediente sorprende que quizás nunca te habías imaginado utilizar para limpiar el hogar: una patata cruda. Sí, como lo lees. Y es que estos tubérculos son idóneos para eliminar las manchas de cal y mantener la ducha en perfectas condiciones de una forma rápida y sencilla.

En un primer momento, lo primero que debes realizar es cortar la pata por la mitad y frotar la cara interna por toda la mampara hasta cubrirla por completo con el jugo que genera este tubérculo. Y, para finalizar, elimina los restos de este producto con un paño limpio y seco.

De esta forma podrás acabar con las manchas de cal de tu ducha o bañera, que volverá a brillar como el primer día. Recuerda también que, al tratarse de un remedio natural, puedes aplicar este truco varias veces a la semana si lo deseas.

Recuerda que de forma periódica puedes encontrar en nuestra sección de Decoración trucos de limpieza que pretenden mejorar tu calidad de vida. No tienes que pasar mucho tiempo con la bayeta en la mano ni tienes que gastarte mucho dinero. Más bien al contrario, hay soluciones caseras que dan mejores resultados. Si sabes cómo limpiar todo va a ser más fácil. Ahorrarás mucho dinero y vas a conseguir también tener más tiempo libre, que todo importa y todo suma.