El nuevo técnico del Valencia Basket, Joan Peñarroya, ha firmado por una temporada -norma establecida en el club desde el verano de 2015-. Un contrato que espera cumplir y que, de ser así, garantizaría un título para la entidad ‘taronja’. Al menos así sería si se cumplen los precedentes con los últimos cinco entrenadores que dirigieron al primer equipo masculino como mínimo durante una campaña entera. Es decir, Neven Spahija, Velimir Perasovic, Pedro Martínez, Txus Vidorreta y Jaume Ponsarnau. «Todos esos técnicos son grandes técnicos, sino no tienes opciones de entrenar a un club como este», aseguraba Peñarroya a SUPER preguntado por esta cuestión. 

El primero en inaugurar está buena dinámica fue Neven Spahija, que tras sustituir a Fotis Katsikaris en la campaña 2008/09 conquistó la Eurocup de 2010. Un título trascendental y que cambió la inercia del club. Algo similar sucedió con Velimir Perasovic, que se hizo con la de 2014 tras haber sustituido a Paco Olmos en el banquillo en enero de 2012. 

Pedro Martínez ganó la Liga Endesa 2016/17 en su segunda campaña al frente del equipo, al margen de disputar la final de la Copa del Rey y de la Eurocup. Menos tiempo tardó Txus Vidorreta en hacerse con la Supercopa Endesa de 2017 cuando apenas llevaba unas pocas semanas en el cargo. En la primera de sus tres campañas como primer entrenador en el club también Jaume Ponsarnau conquistó la Eurocup de 2019. El listón, por tanto, está alto para un Joan Peñarroya que no por ello se siente más condicionado.

«No me pone más presión. Sé al club que vengo, sé que tenemos que aspirar a llegar al final para competir por todos los títulos, pero de nada me sirve ahora pensar en si tengo que ganar la liga, la Eurocup, la Copa del Rey o la Supercopa que será el primer título», explicaba el preparador de Terrassa. 

«Hay mucho camino por recorrer y por construir antes de llegar a esos momentos. Y la presión, bueno, vengo de ganar tres títulos y no me voy a presionar ahora diciendo que el año que viene tengo que ganar tres más. Vamos a darle naturalidad a las cosas y seguramente, no sólo el Valencia Basket, todos los equipos quieren ganar y hay muchos equipos que tienen mimbres para poder ganar. Nosotros queremos, evidentemente, ser uno de esos», concluyó.