Este domingo 8 de mayo, día del comienzo de la final de la Liga Femenina Endesa, se cumplirán tres semanas del regreso a la pista de Raquel Carrera tras casi cinco meses lesionada de la rodilla. Desde que la gallega volvió a la acción contra el Kutxabank Araski han pasado cinco partidos en los que su aportación ha ido ‘in crescendo’ hasta el punto de ser decisiva en la semifinal frente al Spar Girona. En el choque de vuelta, un ejercicio de resistencia en defensa de los 12 puntos de renta cosechados en Fontajau, Carrera aguantó 31 minutos sobre el parqué, en los que anotó 11 puntos y capturó cinco rebotes. Parece que la lesión no haya existido para la pívot de 1,88 m. "Es cierto, me encuentro bien, aunque a veces sí lo noto en algunos gestos. Yo siempre intento dar el 100 % para ayudar al equipo", explica la jugadora de 20 años.

Tras eliminar en "un partido ajustado y muy duro en cada minuto" al Girona, el objetivo del Valencia BC apunta a la final a tres partidos contra el Perfumerías Avenida de Salamanca. A finales de noviembre, cuando fue operada de una fisura en el menisco, las previsiones de los médicos la descartaban para todo lo que quedaba de temporada. Contra pronóstico y fruto del trabajo y su juventud, Raquel Carrera estaba jugando nuevamente el 17 de abril. La final por el título es la recompensa. "Es un premio para mí, y un premio para todas mis compañeras. Llevamos trabajando toda la temporada. Nos fastidió mucho haber caído en la EuroCup y en la Copa de la Reina. Pero todo eso nos ha hecho más fuertes y levantarnos para ahora darlo todo en la final de la Liga", dice la orensana.

Como dice el entrenador, Rubén Burgos, la final de hace un año debe servir de aprendizaje para la que se avecina los días 8, 12 y 15 de mayo. Precisamente, la temporada pasada, Carrera, con 19 puntos, fue la estrella protagonista del primer encuentro en Salamanca, donde las ‘taronja’ ganaron en la prórroga (64-67). Primero forzó una falta de Emese Hof que supuso la eliminación de la interior neerlandesa. Uno de los dos tiros libres que convirtió Carrera condujo al tiempo añadido. En los instantes finales de la prórroga, un 2+1 de la joven internacional definió un partido en el que, minutos antes, las gradas se habían vaciado como consecuencia del toque de queda de las diez de la noche. 

"Vamos a ir a ganar. Esperemos que, si puede ser antes de la prórroga, mejor (sonríe). Vamos a trabajar sobre lo que hicimos el año pasado porque será una final parecida. Hubo pocos fichajes en ambos equipos", indica la ‘14’, quien ve el vestuario "animado". "Pasamos por momentos difíciles, como cualquier equipo cuando tiene bajas y pierde algunos partidos. Ahora vemos el final muy cerca y vamos a por todas", acaba la que es una de las jugadoras españolas con un presente y futuro más prometedor.

"Necesario cambio de chip", cada partido de 40 minutos vale un punto

Hace un año, pese a ganar aquel primer partido, el Salamanca reaccionó para darle la vuelta y ganar el título en los dos siguientes. Rubén Burgos afronta este nuevo intento contra "un superequipo" como "un reto bonito" en el que las jugadoras tendrán que "cambiar el chip". "Venimos de eliminatorias a ida y vuelta, como en EuroCup, a un ‘playoff’ a tres partidos, ya sin factor cancha, con el objetivo de disputar cada 40 minutos al máximo en busca de sumar un punto...", analiza.

El técnico de Riba-roja agradeció "las alas y el ímpetu" que La Fonteta dio el jueves al equipo, y está convencido de que el próximo 12 de mayo, en el segundo partido, la afición no fallará. "Esos días son grandes. No puedes dejarte ni una gota de esfuerzo por las personas que vienen a verte, hay que devolverles el sacrificio dando el 100 %", asegura el técnico, que nota "ganas de ganar, como el equipo cada vez arrastra a más gente en las gradas, en las redes, en los viajes...". "Ese reconocimiento que las jugadoras tienen en la ciudad es fantástico", valora.

Rubén Burgos, entrenador 'taronja', en la rueda de prensa previa a la final de Liga entre el Perfumerias Avenida y el Valencia Basket GERMAN CABALLERO

"La Liga es un título que no tenemos, nos hace ilusión ganarla. Que la afición tenga claro que dimos un paso importante ante el Girona, pero no es nuestro techo. El techo será intentar ganar el título", avisa Burgos, que pasa la "presión" del favorito al Salamanca: "Hay ilusión y deseo en el vestuario, presión no. Ellas son quienes tienen más títulos y trayectoria. El fracaso sería no dar nuestro máximo en la pista".

Aquí tienes completa la rueda de prensa de Rubén Burgos, entrenador del Valencia Basket, antes de la final de la LF Endesa contra el Perfumerías Avenida de Salamanca.