A pesar de ser el descarte en el primer partido de la Liga Endesa ante el Real Betis, Jared Harper fue uno de los jugadores más destacados del partido ante el Joventut, con lo que hizo buena la decisión de Álex Mumbrú de gastar el primer cambio de los 22 disponibles por normativa en Liga Regular para darle entrada en lugar de James Webb III.

El propio entrenador del Valencia Basket se refirió a él tras el partido de este domingo en La Fonteta y, pese a saber que tiene por delante un proceso de adaptación complicado por acabar de llegar a Europa, señala que puede ser desequilibrante en cualquier choque y se felicitó porque lo fuera este domingo en el choque ante el Joventut.

"Sabemos que su adaptación es complicada porque viene de Estados Unidos pero también que es un jugador que puede romper el partido en cualquier momento y nos ha salido bien", explicó en rueda de prensa después de que Harper anotara 19 puntos en sus primeros 14 minutos de juego pero fuera también decisivo cuando la Penya se hizo con el dominio de la prórroga.

"Lo hemos sacado porque nos habíamos parado un poco en ataque. Hemos estado bien con grandes pero al final nos ha costado jugar fluido y teníamos que abrir el campo", admitió el técnico.

Calma en los minutos finales

Mumbrú alabó la "materia prima" y el "juego coral" del Joventut pero también cómo su equipo reaccionó al momento de acierto de su rival que le permitió ponerse por delante en el último cuarto. "Hemos tenido la calma para seguir jugando y sufrir hasta el final, ahí podía haber ganado cualquiera pero hemos ido a la prórroga", concluyó