El Valencia CF ha recibido una oferta formal del Fenerbahce para fichar a Maxi Gómez. El charrúa lleva un tiempo en la órbita del equipo turco, que ya contactó con la entidad de Mestalla hace más de una semana. Ahora la intención del club otomano es llegar a una oferta de alrededor de diez millones de euros (incluyendo las variables), por lo que la oferta de base sería inferior a esa cifra.

El delantero uruguayo lleva semanas en la rampa de salida del equipo de Mestalla por diversos motivos: su rendimiento viene siendo irregular, tiene un peso importante en el Fair Play Financiero y ocupa una de las tres fichas de extracomunitario de la planilla. Su marcha se uniría a las de Cillessen y Guedes, que se cerraron hace algunos días, y abriría la puerta a la llegada a nuevos refuerzos para Gattuso.

El propio técnico italiano habló de la situación del uruguayo en la rueda de prensa de este sábado: "Me gusta que el jugador esté al 100% al nivel físico y mental. Seguramente no está al nivel físico porque no se ha entrenado dos semanas con nosotros... esos días que han entrenado han ido con gran intensidad". Por ahora lo considera uno más y su deber es tenerlo al cien por cien: "Soy un entrenador, no un psicólogo. Yo lo veo entrenar bien, normalmente si tienes una molestia no estás mentalmente fuerte. Él es jugador del Valencia CF. Tenemos la obligación de hacerle rendir al máximo".

La entidad de Estambul todavía no ha presentado su oferta, pero está en conversaciones con el Valencia y está dispuesta a llegar a esos diez millones contando las variables.

Desde Turquía apuntan que hay un porcentaje de una futura venta

Según ha informado el periodista otomano Yagiz Sabuncuoglu, el Fenerbahce incluye un porcentaje de una futura venta en su oferta por Maxi. De esta forma las variables podrían incrementar la cantidad final de la operación.