Dos de los cinco valencianos en la Selección de Luis Enrique se quedaron en el banquillo en la ‘fiesta fallida’ de La Romareda. Mientras que los dos Torres, Pau y Ferran, formaron como titulares en la derrota frente a Suiza (1-2) en la quinta jornada de la Liga de las Naciones, Carlos Soler revivió una experiencia similar a la de sus primeras semanas en el Paris Saint Germain. El seleccionador le dio el mando del centro del campo en los instantes finales del choque, en los que el exvalencianista a punto estuvo de empatar el duelo con un disparo raso que detuvo el portero suizo, Yann Sommer. Los valencianistas José Luis Gayà y Hugo Guillamón, por su parte, deben esperar su oportunidad en el partido del martes ante Portugal en Braga (20:45 horas), donde España se jugará el pase a la ‘Final Four’ de la Nations League, que se la disputarán los cuatro líderes de grupo en junio de 2023. A España el martes solo le vale ganar para ser primero de grupo y sacar el 'billete'.

Mucho antes de todo eso, aguarda el Mundial de Catar, del 21 de noviembre al 18 de diciembre próximos. Esta última convocatoria de Luis Enrique tiene un valor especial para los dos jugadores del Valencia. Guillamón, al que Luis Enrique utiliza como central, ansía vivir su debut en partido oficial con la Roja después de las excelentes prestaciones que ofreció en sus precedentes, los amistosos contra Lituania e Islandia, en los que logró estrenar su casillero de goles en junio de 2021 y, en marzo de este año, el de las asistencias gracias al pase de gol que regaló a Álvaro Morata.

Carlos Soler saluda a los niños antes del partido en Zaragoza RFEF

Precisamente, en las mismas fechas, marzo de 2022, el capitán del Valencia CF, José Gayà, se vio obligado a quedarse en casa y perderse los amistosos contra Albania e Islandia como consecuencia de unas molestias físicas. Más tarde, la mala temporada del equipo de José Bordalás le pasó factura al de Pedreguer, que por primera vez cayó de la lista de Luis Enrique para las cuatro primeras jornadas de la Nations League. No obstante, el regreso del zurdo blanquinegro en este comienzo de temporada 22/23 demuestra la plena confianza que el seleccionador tiene depositada en él. Eso sí, Gayà desea recuperar sobre el campo su estatus en la Selección en un momento en el que la competencia entre los laterales izquierdos va en aumento.