Carlos Soler ha sido protagonista en el día posterior al triunfal debut de España en el Mundial de Catar. El valenciano, autor de uno de los goles de abultada victoria ante Costa Rica (7-0) ha explicado en una entrevista con EFE su bonito gesto y dedicatoria a su compañero y amigo, José Luis Gayà, y se ha abierto de nuevo sobre su marcha del Valencia CF el pasado verano. No es la primera vez que Soler habla de su marcha, ya lo hizo el pasado mes de septiembre con Superdeporte y desveló que quiso renovar con el club de Mestalla "para toda la vida". Ahora, en plena cita mundialista y de nuevo concentrado con la selección ha vuelto a referirse a su adiós.

"Me escribió un mensaje y me dio las gracias por acordarme. Es un amigo que me deja el fútbol", ha manifestado el jugador del PSG al recordar su dedicatoria para Gayà. El capitán del Valencia CF se quedó a las puertas del Mundial por culpa de una "lesión leve". Luis Enrique, tras el incidente del lateral durante un entrenamiento, no quiso arriesgar y no esperó al lateral (en su lugar citó a Balde). Gayà, ya en Catar, tuvo que hacer las maletas y volver a casa, rompiéndose su sueño mundialista.

Al duro golpe para Gayà se sumó el duelo general de la plantilla, que se despidió lamentando la marcha del defensor, uno de los 'veteranos' de un vestuario muy joven. "Es una cosa que no se puede controlar. Es un esguince, lo vimos en el campo, fue una acción fea y fue el solo. Son cosas que no se pueden controlar y luego las decisiones las toma el entrenador con los servicios médicos", ha explicado Carlos Soler.

"Me sabe muy mal por él porque se que tenía mucha ilusión y se que con la sanción que le pusieron lo pasó mal porque pensaba que se le podía pasar el tren del Mundial. Con lo que ha hecho en el Valencia hizo méritos por estar aquí, lo dijo el míster. Me duele por él, pero entiendo que son cosas que pasan. El destino al final está escrito, ayer le dediqué el gol, le dije que así lo haría. Salió bien y se lo dediqué", ha añadido.

Su adiós del Valencia CF

La segunda parte de la entrevista de Carlos Soler ha tratado sobre su situación personal. El canterano valencianista ha recordado el final del mercado de fichajes y su salida del club de Mestalla por algo menos de 20 millones de euros.

"La gente sabía que era algo que podía ocurrir y entiendo que al ser el último día puedan pensar ciertas cosas. Pero bueno, yo le tengo mucho cariño al club y a la afición. Siempre he tratado de hacerlo lo mejor posible. Intenté dejar el máximo dinero posible. Respeto a la gente que no entienda mi marcha o a la gente que me pueda tener manía, pero en general he recibido mucho cariño. He podido volver a la ciudad y en general la gente me ha pedido fotos, ha sido amable... Lo que recibo por la calle es cariño, por las redes no, pero por la calle que es la vida real sí. Estoy muy agradecido", ha dicho.

Te puede interesar:

También se ha referido al proceso de negociación y a la polémica visita de Anil Murthy a Barcelona. Allí, en una comida con Joan Laporta y Mateu Alemany, el expresidente valencianista -que más tarde amenazó en 'Los Audios de SUPER' con echar a la prensa encima de Soler si no renovaba- ofreció al futbolista. "El salir el último día pudo perjudicar mi imagen, pero la posibilidad de que saliera este verano estaba ahí. Desde que pasó lo del presidente, que se fue a Barcelona y nos ofreció a a algunos jugadores... Nunca me han llegado a decir si eso fue verdad o no, pero tampoco lo contrario".

Por último, Carlos Soler se ha referido a su nueva e ilusionante aventura en el PSG, donde comparte vestuario con futbolistas como Messi, Neymar o Mbappé y aspira a ganar todos los títulos. "Ahora estoy en una nueva etapa, en el PSG y disfrutando de muchas cosas". Eso sí, sin olvidarse de sus raíces y siempre dejando la puerta abierta a un posible regreso en el futuro. "Estoy muy feliz con el cambio, pero obviamente volver al Valencia CF sería algo bonito, cerrar la etapa allí. En el fútbol nunca se sabe y veremos".