El FC Barcelona se apuntó un ingreso de 35 millones de euros en el ejercicio 18/19 por el traspaso del holandés al Valencia CF

A cambio, repercutió el fichaje del brasileño en la campaña 19/20 en forma de 26 millones de euros más 9 millones variables

El Valencia CF de Peter Lim hizo lo mismo en sus cuentas.Así los dos clubes evitaron de forma ficticia tener números rojos en sus balances

Miguel Zorío espera que el Ayuntamiento de Valencia no firme nada con un empresario que tiene empresas en paraísos fiscales, se hizo rico usando mano de obra infantil, estafó a los socios de un club en Singapur, engaño a las administraciones valencianas con la ATE, blanqueó dinero de Cristiano Ronaldo e hizo lo mismo por lo que la Juventus ha perdido 15 puntos den la clasificación de su liga

Miguel Zorío, ex Vicepresidente del Valencia CF, denuncia que “esta semana han saltado las alarmas en Barcelona y Valencia: la Fiscalía italiana ha identificado 22 operaciones de 'plusvalía ficticia' en la Juventus, que se han realizado con otro club 'cómplice' en una estrategia ilegal para cuadrar los balances. La operación que más ha llamado la atención de los fiscales es clara: Barcelona y Juventus intercambiaron a Miralem Pjanic y Arthur Melo en un traspaso millonario. Arthur se marchaba a Turín por 72 millones de euros, Pjanic llegaba a la Ciudad Condal por 60 'kilos'. Todo se hizo, además, antes del 1 de julio. Es decir: antes de cerrar los balances económicos de la temporada. Fue, a todas luces, un movimiento para cuadrar balances de una forma ilegal”.

Para el portavoz de Marea Valencianista, “esta operación es un calco de la que hizo Peter Lim con el Barcelona al intercambiar a Neto por Cillesen antes del cierre del ejercicio contable, con precios fuera de cualquier lógica. Así ganó tiempo y ese ejercicio no dio perdidas su empresa, el Valencia CF”.

Para Miguel Zorío, “ya es el momento que la fiscalía actúe de oficio contra Peter Lim por sus chanchullos. Hay datos más que suficientes para demostrar que en los fichajes de Cancelo, André Gómez y Rodrigo, al club vendedor llegó mucho menos dinero del que se declaró. Sólo hace falta ir a la Bolsa de Lisboa, y comprobaremos los altísimos gastos de intermediarios en esos fichajes. Ahora ya hay una sentencia en Italia que castiga prácticas idénticas a las que ha venido haciendo Lim, y lo que no es de recibo es que los políticos valencianos sigan poniéndole la alfombra roja con convenios urbanísticos hechos a la medida de quien ha incumplido la ley de contratos del estado”.

Miguel Zorío “insta a la fiscalía a que investigue la que puede ser la mayor estafa del fútbol español: lo que está haciendo Peter Lim con el Valencia CF. Y que lo castigue a él por esas prácticas, antes de que algún organismo futbolístico nos imponga sanciones que nos llevarían a segunda división. Él es el culpable, no el club ni su afición”.