16 de mayo de 2019
16.05.2019
FINAL POR LA CHAMPIONS

La 'Operación Pucela'

Aun con todos los elementos a favor, el vestuario no se fía. Hay "respeto" al Valladolid

16.05.2019 | 12:36

El Valencia CF depende de sí mismo y cuenta con casi todos los elementos a su favor para conquistar la cuarta plaza. El Valladolid está salvado y Pucela es una fiesta, tanto que incluso en el caso de que el conjunto de Sergio González saliera volteado la afición al término del encuentro se volcaría con los suyos en reconocimiento a la permanencia, asegurada ya de forma matemática. Todo lo que suceda a partir de ahí ya está de propina. Pese a todo ese panorama, y una vez digerida la alegría de la victoria del domingo ante el Alavés, desde el corazón del vestuario advierten que hay que afrontar el próximo partido como lo que es, una 'final' por la Champions. El objetivo está encaminado, pero no hay nada hecho todavía. Se puede decir que entre los jugadores hay «respeto» al Valladolid. El Valencia CF llega reforzado en confianza, hay convicción entre los futbolistas pero del mismo modo en la plantilla son plenamente conscientes de que el equipo llega corto de piernas después de jugar casi 60 partidos y mermados también en el aspecto mental tras una temporada de muchísimo desgaste.

Si alguien espera a un equipo que va a salir a dejarse llevar, que se olvide. No hay sitio para la relajación. En el vestuario se repiten una y otra vez que el nivel de LaLiga se ha igualado mucho de un tiempo a esta parte y que va a ser necesario emplearse a fondo para ganar, como con cualquier otro rival. Marcelino, cauteloso desde el primer minuto, hizo la lectura contraria a la que hizo casi todo el entorno: «Después de todo lo que sufrieron es una alegría para ellos pero no juegan con la obligación de ganar y se van a soltar. Ahora jugamos uno que se juega muchísimo ante uno que no se juega nada. No es una ventaja y mucho menos es decisivo», dijo después de un partido en el que pidió un plus a la afición porque, expresó: el equipo «no podía con el alma». Ayer Gameiro pasaba por los micrófonos de VCF Media y reafirmaba esta misma convicción. «Vamos a darlo todo, todo el mundo tiene ganas de ser cuarto. Todo el mundo piensa que va a ser fácil y en el fútbol nada es fácil. Hay que estar concentrado para este partido y muy motivado. Hay que jugar como en Huesca y contra el Alavés». La línea está marcada, está prohibido bajar los brazos. Los números del Valencia CF, con una segunda vuelta de 35 puntos, están a la altura de los mejores registros del club en este formato de LaLiga y solo se han superado en la 99/00 (36 puntos), la 01/02 (42 puntos) y la 14/15 (39 puntos). El equipo llega muy al límite pero lanzado y la circunstancia de tener una semana limpia por primera vez en un mes ayuda a recargar las piernas. El Valencia CF llega concienciado y con el apoyo de una marea de valencianistas, que se preparan para invadir el estadio del Valladolid. La 'Operación Pucela' está en marcha y no se puede fallar.

El Villarreal irá «a por todas»

En otro orden de cosas, el Villarreal, en una situación similar a la del Valladolid, puede echarle una mano al Valencia CF en su partido contra el Getafe. Jaume Costa zanjaba posibles suspicacias respecto a la actitud del conjunto groguet: «Vamos a afrontar un partido duro porque ellos se juegan un gran objetivo y saldrán a por todas. Nosotros somos profesionales y debemos ir a ganar. Queremos hacer un buen encuentro y mejorar posiciones en la tabla...El otro día, mientras desayunaba con mi mujer, escuché a un aficionado del Valencia que estaba al lado y que decía que nos íbamos a dejar perder, entiendo que eso es el fútbol y forma parte del espectáculo, pero es solo eso. Nosotros saldremos a por todas como salió el Eibar contra nosotros».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook