09 de julio de 2019
09.07.2019
MERCADO DE FICHAJES

Se busca a Maxi Gómez para firmar su contrato con el Valencia

La última del culebrón: el jugador está de vacaciones... ¡perdido en las montañas de Uruguay!

09.07.2019 | 23:57
Se busca a Maxi Gómez para firmar su contrato con el Valencia

El Valencia CF le ha ganado la batalla al West Ham. A falta de la firma del jugador, Mateu Alemany consiguió desbloquear el fichaje de Maxi Gómez, decantando la balanza a favor de la escuadra de Mestalla. Tras una semana de tira y afloja en la negociación, y cuando más parecía que el uruguayo acabaría siendo un hammer, la dirección técnica blanquinegra logró que los agentes del killer del Celta de Vigo claudicaran ante la propuesta valencianista por encima del suculento contrato que ofertaba el West Ham. No obstante, al cierre de esta edición el fichaje no estaba cerrado, o mejor dicho, no está firmado. El problema fue que cuando todas las partes llegaron a un acuerdo, nadie encontró a Maxi. El charrúa se encontraba incomunicado en las montañas de su país y fue imposible localizarlo para que estampara su firma como nuevo murciélago. Este hecho ha provocado que no se pueda cerrar el fichaje como oficial de forma definitiva.

Ayer por la mañana en Uruguay Maxi se fue con sus amigos a pasar el día en el campo. Una jornada festiva habitual en cualquier joven de 22 años. Una aventura con sus más cercanos que desembocó en una odisea para el Valencia. A pesar de que Uruguay no es un país relativamente elevado, su pico más alto es el Cerro Catedral con 514 metros , a lo largo de su territorio se extienden llanuras que pueden dejar a cualquiera incomunicado. Esto es lo provocó que los dirigentes blanquinegros no durmieran tranquilos. No obstante, esta situación no es alarmante puesto que el delantero charrúa acostumbra a compartir en sus redes sociales el tiempo de ocio que pasa con los suyos, ya sea en una barbacoa o yéndose de pesca. Más si cabe, ahora que Maxi está aprovechando sus vacaciones tras disputar la Copa América donde no disputó un solo minuto. Un perfil modesto de un futbolista originario de Nuevo Paysandú, ciudad limítrofe con Argentina situada en el interior del país.


Ante este panorama, la dirección técnica del Valencia CF anda con la mosca detrás de la oreja. El acuerdo con los agentes está finiquitado. El trato con el Celta no ha variado un ápice, es el mismo que se pactó el jueves de la semana pasada, antes de que apareciera en escena de manera repentina el West Ham. El Valencia CF le paga 14,5 millones de euros fijos al Celta más 1,5 en variables, y Santi Mina traspasado y Jorge Saénz cedido por dos temporadas. Para ello el factor Mina hizo prevalecer el trato que el Valencia había alcanzado con los de Balaídos. La postura de Alemany obligaba al West Ham a desembolsar de golpe los 50 'kilos' de la cláusula del charrúa, algo que los Irons querían solventar a plazos. Ante la negativa del Celta a negociar, los ingleses no tuvieron otro remedio que esperar a la decisión de Maxi. ¿Por qué el Celta se ha negado a negociar con el West Ham y exige el pago de la cláusula al contado? Porque quiere fichar a Santi Mina y si le facilita la venta de Maxi al West Ham el Valencia CF le pediría el pago de la cláusula del delantero gallego. Esta es la gran baza que ha jugado Mateu Alemany. Sin embargo, el West Ham aún se mantiene en la pelea por adquirir al jugador, siempre y cuando no tenga que efectuar el pago a toca teja.

Pero falta la firma de Maxi. Hasta que no se consiga estampar la rúbrica del uruguayo en el contrato redactado por los valencianistas, en Mestalla hay un runrún por si vuelve a haber otro envite desde tierras británicas. No sería el primero, de ahí la intranquilidad. El West Ham lleva tiempo tratando de incorporar al punta charrúa y por poco lo consigue. Los millones procedentes de la Premier League bloquearon un fichaje que ya estaba cerrado y ahora el Valencia no se fía de que los londinenses hayan dicho su última palabra. Por este motivo la firma del jugador es tan necesaria. Sería el portazo definitivo a una negociación donde más se usó el término paciencia.

La llegada de los agentes de Maxi Gómez, Joshua Barnett y Luis Alonso, ayer por la mañana en València a las oficinas del cuadro blanquinegro hacían presagiar que Mateu Alemany y los suyos no habían jugado su última carta, Longoria y el director general logaron desbloquear el acuerdo con la agencia de representación Stellar Group. Ahora, solo falta que Maxi baje de las montañas...

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook