16 de agosto de 2019
16.08.2019
MERCADO DE FICHAJES

Así está ahora el 'Caso Rodrigo'

El futbolista ha pedido jugar ante la Real, Marcelino podría convocarlo, el Valencia CF cree que se queda pero está preparado para todo lo que pueda pasar hasta el cierre de mercado

16.08.2019 | 11:03
Así está ahora el 'Caso Rodrigo'

«A la afición le cuesta entender que uno de sus mejores jugadores pueda irse del equipo a pocas horas del comienzo de la Liga por la mitad de millones que establece su cláusula de rescisión, ¿usted cómo podría explicarlo?». «Rodrigo va a estar el sábado a disposición de Marcelino... el día que se produzca lo que plantea le cogeré el guante, pero la operación no se ha producido, en el mundo del fútbol algunas operaciones se quedan el camino y esta, de momento, se ha quedado en el camino». Así responde Mateu Alemany, director general del Valencia CF, a la pregunta que se hace gran parte del valencianismo, y que los periodistas le trasladaron en varias ocasiones en la improvisada rueda de prensa de ayer en Mestalla para hablar del caso Rodrigo y la crisis en el modelo de gestión de la entidad.

La jornada comenzó con Rodrigo Moreno en Paterna decidido a reincorporarse al trabajo con el resto de compañeros después de dos días out. Como había informado SUPER, el traspaso al Atlético –acordado entre Peter Lim y Miguel Ángel Gil Marín– por 55 millones de euros, más cinco en variables, se había congelado por los problemas de Fair Play Financiero de los rojiblancos. La entidad madrileña necesita hacer sitio con salidas como la de Ángel Correa, rumbo al Milán, para poder abrirle la puerta de entrada a Rodrigo. Esa es la razón por la que Alemany indica que «ha habido un acuerdo verbal (entre los clubes) que no se ha podido ejecutar... quien estaba ofertando (el Atlético) ahora ya no oferta».

El director general argumenta que la venta de Rodrigo se trata de una «cuestión estratégica» que excede a sus competencias, a las del director del Área Técnica, Pablo Longoria, y a las del entrenador. Un asunto estrictamente de Peter Lim. «Está en manos del Consejo, el presidente... y por encima de ellos del máximo accionista de manera legítima y lo respetamos». «Tengo conocimiento de lo que sucede. Existía la posibilidad de que se diera un traspaso importante porque el club tiene una situación económica determinada, otra cosa es la ejecución y las negociaciones en las que no participé. A día de hoy no hay ninguna oferta por Rodrigo, esas negociaciones no han concluido en nada. Se ha puesto a entrenar a las órdenes de Marcelino a petición suya pensando en el partido del sábado ante la Real», dice Mateu.

Hoy en el Valencia CF se tiene el convencimiento de que Rodrigo llegará, y con opciones de ser de la partida, al estreno de Liga. Otra cosa es lo que «pueda suceder en dos semanas» que quedan de mercado. Alemany sabe que si el Atlético de Madrid resuelve el bloqueo que vive en materia de fichajes volverá a la carga con las cantidades ya pactadas con Lim a principio de semana. «No es mi responsabilidad ni está en mis manos... Es imposible garantizar que siga», confiesa. Para el director general del club, la prioridad en estos momentos es tratar de calmar el ambiente en la previa de la batalla por los primeros tres puntos y lograr que Rodrigo Moreno ayude en ese objetivo al equipo.

La situación para el futbolista no ha sido nada sencilla. El martes se despidió uno a uno de compañeros, técnicos, resto de staff y empleados. Incluso, vació la taquilla y devolvió las llaves del vehículo de club, motivo por el que martes y miércoles fue a la Ciudad Deportiva con su coche personal. Ayer recuperó el Alfa Romeo para desplazarse a Paterna y salió el primero al campo: sonriente y con ganas de calzarse las botas. Sin embargo, en la parte táctica el '19' se apartó para dialogar con miembros del cuerpo técnico y con el psicólogo, José Carrascosa. La incertidumbre que vive en torno a su futuro provoca que toda ayuda profesional sea bienvenida para readaptarse a un contexto impensable entre la tarde del lunes y la matinal del martes. Carrascosa estuvo atento a cada detalle y cada gesto del delantero con tal de normalizar lo surrealista de esta situación. El hecho de haber estado dos días sin entrenarse –sin haberse firmado ningún documento– es un error que asume el club. Correa, cerca del Milán, no ha dejado de trabajar con el grupo de Simeone ni un solo día.

En València Rodrigo no se ejercitó porque las órdenes de Singapur fueron que todo estaba ya hecho con el Atlético. «Cuando un jugador entiende que su salida está pre-pactada es normal que se proteja. La tensión produce más riesgo de lesión... A la vez no se ha concretado una oferta y el miércoles tarde habló conmigo y el míster. Con la gran implicación que ha mostrado siempre, 'Rodri' nos dijo que quería unirse al equipo, que no se veía fuera de la convocatoria frente a la Real», explica el ejecutivo balear. Mateu aclaró que el hispano-brasileño «no ha pedido irse». «Yo lo he visto muy contento esta mañana... no tengo muy claro que él tuviera la decisión tomada», insiste dejando entrever que el acuerdo entre el atacante y el Atlético era uno de los puntos del traspaso negociado por el propietario que no estaban todavía finiquitados. «Habían hablado mucho con él (el Atlético), pero la decisión aún no estaba tomada...».

Mateu Alemany, que estuvo por la mañana en Paterna con Rodrigo y Marcelino, decidió comparecer por la tarde. El director general avisó en la sala de prensa que ya se trabaja en el posible recambio del internacional español para «seguir instalados» en el objetivo de jugar la Champions. «Hoy 'Rodri' es un integrante más de la plantilla. Si sale, nuestra obligación y opinión profesional será sustituirlo con un jugador de nivel e importante en un mercado hostil e inflacionado a 15 de agosto...». La 'doble M' propone y Peter Lim es el que dispone en las grandes transacciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook