03 de septiembre de 2020
03.09.2020
Superdeporte
NATIONS LEAGUE

Gayà destrona a Jordi Alba

El capitán del Valencia apunta a ser el titular en la banda izquierda de la Selección de Luis Enrique

03.09.2020 | 14:01
Gayà destrona a Jordi Alba

La selección española regresa al verde. No lo hacía desde aquel incendiario 18 de noviembre de 2019 contra Rumanía (5-0) en el Wanda Metropolitano. Era el pasaporte a la Eurocopa. Robert Moreno estaba a los mandos, pero la alegría le duró poco. En medio de las celebraciones por la clasificación saltó la noticia. Luis Enrique volvía a hacerse cargo del banquillo.

Una decisión de la RFEF que desató la tormenta en el fútbol español. 'Lucho' no pudo dirigir a la selección en la EURO. Se suspendió por culpa de la pandemia mundial del Covid-19. Sin embargo, durante los últimos nueves meses, como si de un embarazo se tratase, el asturiano ha tenido tiempo para dar vida a una nueva selección renovada, repleta de juventud en clave futuro, llamada a ser mas competitiva en la próxima cita continental.

La segunda edición de la Liga de Naciones será la mejor plataforma para rodar a este nuevo grupo de futbolistas. La puerta de la Roja se ha abierto para nuevos debutantes: Eric García y Ferran Torres (Manchester City), Mikel Merino (Real Sociedad), Óscar Rodríguez (Sevilla), Ansu Fati (Barcelona) y Unai Simón (Athletic). La lista es larga y habrán más apuestas. El siguiente puede ser Adama Traoré. Su debut está maldito. Hace un año se cayó de la lista por una lesión muscular, ahora no ha viajado a Stuttgart para el estreno en la Liga de Naciones ante Alemania por «un resultado dudoso» en un test del coronavirus, aunque Luis Enrique no lo descarta para el domingo frente a Ucrania. De todos se espera un paso adelante porque todos forman parte de la remodelación de la Roja.



Luis Enrique ha apostado fuerte por la juventud, pero sabe que los éxitos pasan por la jerarquía y el compromiso de un grupo de jugadores 'veteranos' llamados a asumir el peso de la responsabilidad en esta transición. Del último partido de Luis Enrique al frente de la selección en Malta solo quedan Sergio Ramos, Busquets, Jesús Navas, De Gea, Kepa, Rodrigo, Rodri, el lesionado Asensio... y Gayà. Sí Gayà. El capitán del Valencia se ha convertido en un fijo de la Absoluta desde su espíritu competitivo, su carácter ganador y su rendimiento en el campo.

Pilar del Valencia y de la selección. Desde su debut con la Roja en 2018 contra Croacia solo se ha perdido una convocatoria por lesión -Noruega y Suecia-. Sus galones con España crecen al mismo ritmo que su protagonismo en el campo. Gayà es a día de hoy el lateral izquierdo titular de la selección por delante de Reguilón -en lista y con más ritmo por la Europa League- y los ni siquiera convocados Jordi Alba o Juan Bernat. Por no hablar de Angeliño, Yuri o Grimaldo.

Su jerarquía ya no admite discusión. No tiene un soporte mediático fuera de València que presione. Nadie hará campañas por él desde Madrid. Ni siquiera jugará en Europa esta temporada, pero su fútbol y estatus de capitán en el Valencia le avalan. Su figura cada vez es más grande en la selección. Igual que lo fue en todas y cada una de las categorías inferiores por las que pasó en su proceso de formación. Hoy arranca una nueva etapa para Luis Enrique. También comienza la 'era Gayà'. Lo merecía desde el año pasado con un Jordi Alba venido a menos. Ahora pocos dudan. Desde hoy el lateral izquierdo es más de Gayà que de nadie. España y la Eurocopa lo esperan.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook