21 de febrero de 2021
21.02.2021
Superdeporte

Jasper Cillessen llega justo a tiempo

Pese a los tres meses lesionado, el guardameta de Países Bajos salvó el 0-1 de Hugo Mallo en el minuto 84'

21.02.2021 | 17:24
Jasper Cillessen llega justo a tiempo

El reloj del Valencia-Celta se acercaba al minuto 84 cuando el Celta dispuso de la segunda ocasión de gol que se había dado en un partido anodino. Jasper Cillessen tuvo que lanzarse al suelo para evitar el remate a bocajarro de Hugo Mallo. El neerlandés actuó con una agilidad impropia de quien volvía a defender la portería en un partido de Liga después de más de tres meses lesionado.

Un desajuste en el costado derecho de la zaga, tras un saque de banda de Aarón, dejaba la pelota franca en las botas de Nolito. Carlos Soler paró como pudo al '9' celeste, pero el balón quedó dividido entre Cillessen y Mallo. Si el '13' hubiese llegado unas décimas tarde, probablemente, los vigueses se habrían adelantado a poco del final. Diez minutos antes, Iván Villar repelió con la punta de los dedos un peligroso centro chut de Kang In hacia Gameiro. Hasta el 64' el único aliciente ofensivo de los blanquinegros había sido la movilidad y la inspiración del surcoreano. Una asistencia suya al espacio para Maxi Gómez, de hecho, propició la jugada clave del partido. La expulsión de Rubén Blanco.


Pese a lo trascendental del triunfo, la fluidez del Valencia, que resolvió en el descuento con un jugador más, continúa sembrando dudas. El cero en las estadísticas de paradas o despejes con el que se fue a los vestuarios el expulsado Blanco da buena cuenta del apagón ofensivo de los de Javi Gracia. Más allá de la claridad sobre el campo que exhibió, por fin, Kang In, quien más seguridad transmitió fue Cillessen. Actuó poco, pero bien. Confiado. Como si el de este sábado no hubiese sido su primer partido oficial en este curso 20/21.

Jasper Cillessen volvió, quizá, una semana antes de lo que se preveía. Sin embargo, el resultado de la apuesta de Gracia fue óptimo. «Tenía el alta, pero necesitaba más tiempo para afrontar un partido con las máximas garantías de no volver a lesionarse. La lesión era comprometida. Hemos optado por él, no porque con Jaume o Cristian estuviéramos descontentos. Todos han hecho su labor a lo largo de la temporada, pero creía oportuno un cambio en la portería y en otras zonas. Todos han estado a buen nivel», analizó el técnico.


Por su parte, Cillessen, mostró también su felicidad: «Trabajaba cada día en doble sesión para volver a jugar. Hoy es el cumpleaños de mi madre y es un regalo para ella. Tenemos buen equipo si estamos al 100% y vamos a full».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook