16 de mayo de 2019
16.05.2019
16/05/2019

¿Y si contra el Valladolid nos unimos todos?

Somos es una afición bronca a lo bestia y nunca somos capaces de hacer las paces y ponernos todos a una al servicio de los futbolistas

16.05.2019 | 12:09
¿Y si contra el Valladolid nos unimos todos?

Estamos en un momento decisivo de la temporada y por estos lares parece que la tranquilidad es imposible de conseguir con cierta normalidad. Somos en teoría un equipo bronco y copero sobre el terreno de juego, pero fundamentalmente lo que sí que somos es una afición bronca a lo bestia y nunca somos capaces de hacer las paces y ponernos todos a una al servicio de los futbolistas, que son lo realmente importante en este deporte tan nuestro que llamamos fútbol y en el que vamos todos de alguna forma a guantazo limpio. Y miren, ya sé que no soy nadie para pedir nada de ciertas garantías y por lo tanto me inclino por rogarles que vayamos de una vez todos a una y que el equipo que se juega su futuro en Valladolid sienta que está apoyado sin condiciones por la masa social del valencianismo. Miren, estamos con un ojo mirando a Valladolid y con el otro soñando con esa final de la Copa que tenemos a la vuelta de la esquina. Y sí, son dos partidazos importantes pero debemos pensar que en el fútbol no existe el mañana y siempre impera el hoy. Y ese hoy, el nuestro, el del valencianismo, pasa obligatoria e inicialmente por Valladolid, donde no jugamos un simple partido de fútbol. Conseguir plaza para jugar la Champions la próxima temporada, es decir acabar cuartos en la actual campaña, se traduce en un buen montón de billetes lo suficientemente importantes como para pensar que con la entrada de ese dinero el Valencia CF sí será capaz de hacer una plantilla mucho más potente que la actual. Y eso significaría ilusionar a esta dividida afición pensando en la próxima campaña. Y ese es el gran objetivo y en eso se debe centrar hoy mismo el Valencia y el valencianismo.

Nuestro futuro pasa indudablemente por Pucela y es ahí, en ese campo cargado de historia, donde de alguna forma el Valencia se juega su presente y su futuro en el mundo del fútbol. Una victoria no daría tan solo el objetivo de acabar cuartos. Significaría tener muchos más euritos para el próximo curso y eso solo lo da la Champions. Así las cosas yo me centro en el duelo del sábado y les ruego a todos los seguidores del Valencia, sean de donde sean, que piensen todo lo que nos jugamos en este partido y que nos centremos únicamente en él y solo en él. Y sí, claro, después de este último partido de LaLiga tenemos otra gran cita con esa final de la Copa del Rey donde podemos ganar un título envidiable ante un potentísimo FC Barcelona. Pero no dejemos de pensar que sí, que eso es ciertamente atractivo e interesante, pero no debemos de olvidar que eso será después. Antes, en Valladolid, nos jugamos mucho más de lo que ofrece un simple partido de fútbol. De alguna forma está en juego toda la próxima temporada y para eso tenemos varios enemigos. El Getafe, naturalmente, y junto con el Getafe toda la prensa de Madrid hará toda la fuerza del mundo para que el Valencia CF se quede fuera. Ojito.

Más opiniones de Vicente Bau.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook