18 de enero de 2021
18.01.2021
Superdeporte

Tres buenos triunfos y llega la cita de Osasuna

Si ganamos, quedará clara la reacción de este equipo y podremos dejar de contener la respiración cada vez que echamos un vistazo a la clasificación

18.01.2021 | 21:34
Tres buenos triunfos y llega la cita de Osasuna

Existe una realidad que debemos observar con cara positiva y pensar que este Valencia CF teóricamente venido a menos por la falta de fichajes y el montón de traspasos, ha logrado dar un paso adelante ganando los tres últimos partidos ante rivales no muy fuertes, más bien débiles. Pero esos tres partidos que invitan a esbozar una pequeña sonrisa quedarán en un punto importante si este próximo jueves el Valencia se impone en su campo a Osasuna, que pese a los escasos puntos que lleva, siempre es un rival peleón y difícil de batir. Habrá conseguido dar un paso importante de cara al optimismo y de cara a observar una clasificación que hace muy poco parecía que nos iba a poner en un aprieto tremendo por culpa de Peter Lim, y sin embargo ahora, ganando a Osasuna en nuestro Mestalla, los jugadores habrán demostrado que tienen talento, energía y compromiso suficiente para ganar partidos, lo que se traduce en que ese teórico peligro de descenso a Segunda está mucho más lejos de lo que hemos llegado a temer recientemente.

No es mérito de ese individuo que compró al Valencia CF desde Singapur y que al final lo que está consiguiendo de verdad es descomponer el equipo, en este caso son los jugadores -y para mí también el entrenador- los que han dado un paso al frente de forma formidable y ese paso debe quedar refrendado por un nuevo triunfo ante la escuadra de Osasuna, que siempre es un rival difícil y complicado si juegas en casa.

Mirando de reojo

Es curioso y francamente llamativo. Tal día como hoy solo existe un protagonista en el fútbol patrio que responde al nombre de Marcelino García Toral y que, igual que ha pasado con muchos de los jugadores importantes de este equipo, fue despedido de forma casi indigna por Peter Lim con la Liga ya empezada. Es decir, tanto a Marcelino como a Mateu Alemany los mandamos a la calle, una decisión grotesca y sin ningún estilo que no generó otra cosa que sorpresa en todo el mundo del fútbol y puso a una entidad histórica como el Valencia CF al borde del ridículo. Son cosas que evidentemente no comprende un tipo como Peter Lim, que es capaz de comprar un club y gastarse una fortuna para luego ir cargándoselo poco a poco desde su querido territorio en Singapur.

A nuestro presente

Bueno, antes o después Marcelino iba a volver y a conseguir logros importantes, tal como hizo en el Valencia CF, aunque está claro que la gente no es tonta y su victoria en la Supercopa vuelve a generar una ola de indignación en el valencianismo. En fin, vamos a dejar de pensar en el pasado y mirar con decisión a lo que tenemos por delante y eso es sobre todo el partido ante Osasuna que este Valencia reactivado tiene que ir a ganar obligado.

Más artículos de opinión de Vicente Bau, aquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook