Gerard Piqué confía en estar en la final de la Copa Confederaciones junto a Brasil e Italia. Respecto a Tahití,próximo rival de España, confiesa que "es normal que se opine que sea un rival asequible" tras la goleada que recibió en el encuentro con Nigeria.