03 de marzo de 2020
03.03.2020
VILLARREAL CF

"Ander Capa ya ha hablado con Santi Cazorla"

Muniain deja entrever que su compañero y el futbolista del Villarreal han limado asperezas tras el 'entradón' del domingo

03.03.2020 | 19:14
Una imagen de la maltrecha espinilla de Cazorla.

Iker Muniain, atacante del Athletic Club, dio este martes por «solucionado» el incidente ocurrido en el partido el domingo pasado entre Ander Capa y Santi Cazorla, una dura entrada del jugador del Athletic al del Villarreal sancionada únicamente con tarjeta amarilla —no fueron pocos los exárbitros que aseguraron que bien podría haber sido una roja—, pero que originó la indignación en el conjunto 'groguet' más aún si cabe cuando vieron el estado en el que quedó la espinilla del jugador asturiano tras la entrada. El propio Cazorla, que el lunes andaba molesto por no haber recibido ningún interés del jugador del club bilbaíno tras el lance, fue quien hizo pública la imagen de su maltrecha espinilla, pero Muniain asegura que ya está zanjado. «Es algo que ya está solucionado. Ander ha hablado con Santi y son lances que pasan en el fútbol. Es un tema solucionado por las dos partes», dijo el capitán del Athletic.
El asturiano no pudo participar, por ese motivo, en la sesión de recuperación de este lunes y este martes ha habido descanso. A pesar de que el club amarillo no considera que no hubo intencionalidad de hacer daño en la entrada de Capa, sí estima que su castigo disciplinario no estuvo a la altura de la acción del defensor.
La entrada sobre Cazorla es una de las quejas que se han enviado por escrito al Comité Técnico de Árbitros (CTA), en una carta que también pide explicaciones por los penaltis decretados por manos de Pau y Albiol o la pena máxima no señalada sobre Alcácer en la recta final.
Gil Manzano estaba en el VAR del encuentro, con Medié Jiménez sobre el césped, pero es con el primero con quien llueve sobre mojado. Los encontronazos entre ambos llevan camino de convertirse en un clásico desde que el colegiado extremeño concediera un discutidísimo penalti al Real Madrid en el todavía El Madrigal que se tradujo en el inicio de la remontada visitante (un 2-3 final) y que provocó la indignación del presidente de la entidad amarilla, Fernando Roig, que cargó contra el árbitro tras el encuentro dejando entrever que se fue con bolsas del Real Madrid.
A principio de esta temporada volvió a indignar a jugadores, cuerpo técnico, directivos y aficionados del Submarino también como juez del VAR del Levante-Villarreal por los dos penaltis en contra señalados y la repetición del primero, tras haberlo detenido Andrés Fernández, a instancias del videoarbitraje.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Disfruta del paraíso sportinguista

En el Área Movistar LaLiga la afición rojiblanca puede elaborar sus propios cromos o probar sus conocimientos del club.