LESIONADOS

Soldado jugó ´tocado´ ante el PSG

El ´9´ del Valencia CF tiene molestias en el aductor y además sufre un esguince leve en su muñeca izquierda

14.02.2013 | 12:16
Roberto Soldado firma autógrafos a un aficionado
Roberto Soldado firma autógrafos a un aficionado

Roberto Soldado jugó tocado ante el Paris Saint Germain. Sus ganas y responsabilidad fueron más importantes que sus molestias. El capitán lo dio todo sobre el césped de Mestalla para ayudar al Valencia a pelear por los cuartos de final de la Liga de Campeones. Una gran cita que no quería perderse. El día después lo volvió a pasar en el camilla de los fisioterapeutas, una nueva exploración médica en su aductor y una radiografía en su mano, donde no hay fisura ni fractura. Un esguince leve en su muñeca izquierda no le impedirá disputar el encuentro del domingo ante el Mallorca. La sobrecarga en el aductor de su pierna izquierda tampoco parece que le impedirá estar a disposición de Valverde, aunque todo dependerá de la evolución de sus molestias en los próximos días, aunque sin dudas, el delantero hará todo lo posible para ayudar a sus compañeros, como hizo el martes ante el conjunto francés.

El ´9´ se fue de Mestalla cabreado. Le dolió mucho la imagen del equipo, que no encontró la fórmula para hacer daño al PSG. El gol de Rami mantiene vivo el sueño del Valencia en la Champions, aunque es complicado, por la superioridad que mostró el conjunto francés, sobre todo en la primera parte. Soldado es de esos jugadores que sienten los colores y se vacían en cada partido por su equipo. Sabe que no pudo estar al máximo por sus molestias, pero para él estaba por encima de todo la responsabilidad de ayudar al equipo. Tenía ganas de jugar el partido ante el conjunto de Ancelotti y tuvo que hacer trabajo extra con los fisioterapuetas para poder jugar. Arrastra problemas en el aductor desde que se lesionó ante el Real Madrid. Los servicios médicos han mimado al delantero en las últimas semanas, una situación de la que es conocedor Valverde. Tenía molestias, pero quería jugar, una actitud que valora de forma muy positiva el técnico.

Soldado fue titular, pero su esfuerzo no quedó ahí. En el minuto 5 de partido sufrió un nuevo revés. En un balón aéreo que peleó ante Sakho notó un pinchazo en su aductor. La imagen por televisión del momento dejó ver claramente el gesto de dolor? pero está vez también pensó primero en el equipo. Sabía que le necesitaban y aguantó hasta el último minuto de juego sin pedir el cambio. Sus molestias previas fueron a más, pero él siguió trabajando por el equipo. Otro detalle que también conquistó al Txingurri. Al técnico le gustan los jugadores implicados y el capitán sin duda es de los que están en ese tren. Lucha al máximo por cada balón para buscar el gol de la victoria del Valencia y es el primero en defender cada jugada para que no le hagan ningún gol al equipo.

Las molestias no son nuevas
Fue una de las ausencias, junto a Banega y Cissokho, el miércoles en el entrenamiento del equipo. Desde que se lesionó ante el Madrid ha sido habitual que el trabajo de recuperación post-partido sea en compañía de los fisios. Soldado arrastra problemas en el aductor desde hace semanas. De hecho es la misma zona donde sufrió una fuerte contractura en el partido de Liga ante el Madrid. Entonces fue baja dos partidos, frente al conjunto blanco en Copa del Rey y ante el Deportivo, sin embargo volvió al equipo frente al Barcelona y no se ha perdido ni un solo minuto desde entonces. El ´9´ es de los jugadores con más minutos de la plantilla, sin olvidar la gran intensidad con la que vive cada partido el capitán. El atacante valenciano está entre algodones en las últimas semanas. Tras el pinchazo que sufrió durante el partido ante el PSG ayer se sometió a una nueva exploración médica en Paterna y se descartó una lesión de mayor gravedad.

Soldado quiere jugar el domingo ante el Mallorca y volver a marcar, pero Valverde tendrá que esperar a la evolución para saber si puede contar con su ´killer´, aunque todo apunta a que, salvo contratiempo, estará disponible. Menos graves son los problemas que tiene en su muñeca. No es grave. Tendrá que llevarla dos o tres días inmovilizada, aunque eso no le impediría jugar ante el Mallorca, aunque lo haría con una protección para proteger la zona.

Noticias relacionadas

noticias de SuperdeporteMapa web
Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica
Superdeporte