23 de febrero de 2012
23.02.2012
BALONMANO

El Mar Alicante se retirará de Copa EHF si no reúne 10.000

El club de balonmano femenino atraviesa serios problemas económicos y adeuda varias nóminas a la plantilla.

24.02.2012 | 12:08

El Balonmano Mar Alicante se retirará de la Copa EHF, donde debe disputar los cuartos de final, si no consigue reunir diez mil euros en una semana, para poder afrontar la eliminatoria contra el Maliye Mili Piyango de Turquía.

El Mar Alicante atraviesa serios problemas económicos y adeuda varias nóminas a la plantilla, por lo que el presidente Toni Navarro ha afirmado que en el caso de no conseguir diez mil euros para sufragar los gastos del cruce contra el equipo de Ankara no continuarán en la competición.

La eliminatoria entre el Mar Alicante y el Maliye Mili Piyango de Turquía está programada para que se dispute el fin de semana del 4 de marzo en Alicante y una semana más tarde en Ankara.

Navarro ha explicado que la prioridad del club es estar al corriente del pago con sus jugadoras por lo que está dispuesto a retirar al equipo de la competición europea aún a sabiendas de que a la entidad le puede acarrear problemas en forma de sanción económica y también de cara a competir los próximos ejercicios en Europa.

Al inicio de la temporada, el Mar Alicante ya tuvo problemas para reunir el dinero necesario para formalizar su inscripción en la Copa EHF, aunque acabó reuniéndolo gracias a una moratoria que se le dio desde la Federación Europea de Balonmano con tal de evitar sanciones posteriores.

En esta ocasión, el club alicantino está resignado a asumir el castigo que le pueda llegar, ya que en estos momentos no puede hacer frente al gasto que le supone la eliminatoria contra el Maliye Mili Piyango.

Los dirigentes del Mar Alicante se pusieron en contacto con sus homólogos turcos tras conocer el sorteo de los cuartos de final de la Copa EHF para intentar que el club otomano accediera a disputar los dos partidos en su cancha, aunque las negociaciones no llegaron a buen puerto.

El Mar Alicante ha accedido a los cuartos de final de la EHF tras superar al Arkatron bielorruso en una eliminatoria en la que los dos partidos se jugaron en Alicante y al Budapest Bank-Bekescsabai, en esta ocasión con los dos encuentros en Hungría.

Paradójicamente, superar eliminatorias ha sido un éxito deportivo pero que ha ido en contra de la situación económica de la entidad, que el año pasado ya tuvo un gasto inesperado de más de cien mil euros al alcanzar la final de la Recopa de Europa, competición de la que es vigente subcampeona.

Los directivos del club siempre han defendido que no pueden pedir a sus jugadoras que pierdan un partido porque va en contra del espíritu deportivo y han resaltado el trabajo de la plantilla al seguir superando eliminatorias, pese a que eso suponía un problema económico añadido para la entidad y para ellas mismas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine