22 de mayo de 2019
22.05.2019
ATP

Pedro Martínez Portero, a dos pasos de Roland Garros

El alcireño ya acarició entrar en un Grand Slam en Australia y en el US Open

22.05.2019 | 14:32
Pedro Martínez Portero

Solo le separan 157 puntos del Top 100 de la ATP, pero más a tiro tiene aún clasificarse para su primer torneo de Grand Slam. Y es que tras su victoria de este martes en la primera ronda de la fase previa Roland Garros ante el estadounidense Christopher Eubanks por un doble 6-4, Pedro Martínez Portero está a solo dos pasos de entrar en el cuadro final del torneo parisino.

El alcireño, que hace dos semanas volvió a entrenar en Xàbia a las órdenes de Javier Ferrer –el hermano de David Ferrer– se medirá este miércoles al ucraniano Mirza Blasic en la segunda ronda de la fase previa, en un partido que le dejaría a las puertas del que sería su primer Grand Slam.

Una oportunidad que se le escapó de las manos este mismo año en Australia y el año pasado en el US Open –en ambos casos llegó hasta el último partido de la previa– pero que intentará aprovechar ahora para dar un salto en su carrera.

Pero al margen de si logra este objetivo o no, la trayectoria de Pedro Martínez Portero a sus 22 años invita a pensar en que su entrada en el Top 100 mundial será inminente. De momento, es el tercer valenciano en activo –David Ferrer ya se ha retirado– en el ranking mundial de la ATP por detrás de los veteranos Roberto Bautista y Pablo Andújar y es el primero de los tenistas de la nueva generación de talentos de la Comunitat Valenciana, ostentando de momento el número 134 de la ATP, con 418 puntos.

Amigo y rival desde pequeño de otros jóvenes talentos valencianos como Carlos Taberner y Bernabé Zapata, Pedro Martínez competirá este año en el Campeonato de España con el Club de Polo de Barcelona, aunque semanas atrás decidió volver cerca de casa para entrenar con Javier Ferrer, con quien ya estuvo trabajando más de un año antes de dejar el CT Valencia e irse a vivir a Barcelona, donde también estuvo antes dos años en el CAR de Sant Cugat tras su paso por el Colegio IALE.

Ahora, con la estabilidad de su vuelta a casa y la motivación de entrenar con el cuerpo técnico de David Ferrer –con quien comparte entrenamientos también– cree que ha llegado el momento de dar un salto en su carrera y de entrar en su primer Grand Slam después de que en 2018 cayera en el primer partido de la fase previa de Roland Garros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

síguenos cada día en...