14 de diciembre de 2019
14.12.2019

Viola Calligaris, el cerrojo suizo del Puchades

La defensa está en su mejor época y lo ha jugado todo esta temporada

14.12.2019 | 22:45
Viola Calligaris, el cerrojo suizo del Puchades

Viola Calligaris está siendo una de las incorporaciones en el mercado estival que más rendimiento está ofreciendo en el cuadro valencianista. La suiza es la referencia de la zaga defensiva de Irene Ferreras, así lo constata la totalidad de jornadas de esta temporada como titular. A sus 23 años, la central es la jugadora con más minutos del equipo. «Eso es lo que intento, que Irene tenga fe en mí. Quiero responder a esa confianza en los partidos, ayudando al equipo. Desde la línea de atrás tengo que dar ese empuje que necesita para ganar», explicó la jugadora para SUPER.

La entrenadora valencianista está explotando la versatilidad de la suiza para alimentar un sistema que consiste en armar los ataques desde atrás y dominar el balón. «A mí me gusta mucho tocar el balón. Esa construcción del ataque desde atrás que quiere Irene me parece un buen sistema para empezar las jugadas», afirmó la defensa sobre el estilo de juego que está construyendo Ferreras. Ese factor diferencial que la distingue de muchas centrales de la Primera Iberdrola, en el que ofrece seguridad con el balón en el primer tercio del campo, no surge de la nada. En sus inicios como futbolista, Calligaris jugaba en posiciones ofensivas. Llegó a España, de la mano del Atlético de Madrid, como una extremo y mediapunta muy dúctil, que mostraba gran capacidad para la anticipación y el corte de balón. José Luis Sánchez Vera la reconvirtió a defensa, jugando como central y como lateral derecho. No importa dónde juegue en el campo. «Lo importante es confiar en tu juego y de esta manera rendir. Irene me da esa confianza. Si haces un fallo o no, sigues siendo tú y eso es con lo que hay que quedarse, aunque ahora mismo me siento más cómoda en la faceta defensiva», dijo Calligaris sobre el cambio en su disposición en el campo.

El derbi entre ceja y ceja
La defensa jugará por primera vez un derbi con el Valencia CF y no hay mejor manera de vivir esa primera experiencia que en casa, en el Antonio Puchades. «Como para todas las jugadoras, es un partido muy especial. Va a haber mucha afición en el campo y es un encuentro que queremos ganar sí o sí. Tenemos que jugar como cada una sabe, hay que disfrutar en el campo y dejar los tres puntos en el Puchades».

La fortuna no ha acompañado al equipo de Irene Ferreras durante las últimas jornadas, pero tanto Viola como el resto de jugadoras, están mentalizadas en seguir adelante y no pensar en los puntos que se hayan escapado en el pasado. «Es importante que sigamos creyendo en nosotras, en nuestras cualidades. Esa es la única manera para tener resultados», declaró la blanquinegra, que no quiere pensar en negativo, en una temporada en la que el trabajo no está cristalizando resultados y en la que las lesiones obligan a Irene en hacer un esfuerzo extra en los ajustes del sistema de juego. «Las lesiones son algo que no podemos cambiar a corto plazo. Las que estamos para jugar sabemos que ellas necesitan la atención de todos, del cuerpo técnico y de sus compañeras, que tenemos que jugar más minutos. Tenemos que ayudar desde el campo», dijo Calligaris sobre uno de los principales problemas que atraviesa el equipo esta primera parte de la campaña.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Más información