26 de junio de 2018
26.06.2018

¿Cómo pagará? ¿Efectivo, tarjeta o teléfono móvil?

El móvil ha renovando el modo de uso de las tarjetas de crédito, debido y prepago

26.06.2018 | 13:47
¿Cómo pagará? ¿Efectivo, tarjeta o teléfono móvil?

Las transacciones gestionadas a través del teléfono móvil crecen mes a mes. Según el último Barómetro de Pagos Digitales de Mastercard el 29,5% de los consumidores digitales ya pagan con este dispositivo en las tiendas físicas. El smartphone se ha convertido en el monedero virtual de muchas personas y a la clásica pregunta "¿pagará en efectivo o tarjeta?" se suma ahora la alternativa de hacer los pagos con el teléfono.

Hay países como China donde todo se paga ya con el teléfono, las monedas escasean y las pocas tarjetas de crédito que se ven en los mostradores suelen estar en manos de extranjeros. Aquí, aunque unos pasos atrás, la tendencia apunta en la misma dirección: primero, las tarjetas de plástico desbancaron al dinero en metálico y, ahora, las nuevas tecnologías renuevan el modo en que usamos esas tarjetas.

El pago contactless o sin contacto

En muy poco tiempo hemos pasado de la banda magnética al "chip" y, en la actualidad, al "contactless" o pago sin contacto a través de la comunicación NFC. Las tarjetas de crédito o débito físicas se transforman así en tarjetas digitales o virtuales con las que pagar a través del teléfono, e incluso de otros dispositivos portátiles "wearables", como pulseras, relojes o llaveros.

Hoy en día la mayoría de los móviles de gama media/alta son ya compatibles con la tecnología NFC y cada vez son más los establecimientos que tienen integrado este nuevo sistema de cobro. En cuanto a las apps, la mayoría de bancos disponen de sus propias aplicaciones de pagos móviles para facilitar las operaciones a sus clientes. De igual manera, las grandes multinacionales de telecomunicaciones y gigantes tecnológicos, como Samsung, Apple o Google apuestan fuerte por este sistema desarrollando aplicaciones como Apple Pay o Google Pay. Sólo hace falta "meter" una vez los datos de una tarjeta en el smartphone y usarlo para pagar cómodamente en comercios físicos y electrónicos, aplicaciones?

Primera tarjeta prepago en el móvil

¿Y qué pasa si no se quieren volcar esos datos sensibles en estas aplicaciones? Las tarjetas prepago pueden ser la respuesta idónea a esta cuestión pues, con ellas solo se puede gastar la cantidad que se ha ingresado previamente. Una vez agotado el saldo, se tiene que volver a recargar para poder seguir utilizándola, teniendo así total control sobre lo que gastamos o lo que podrían robar en caso de sustracción de los datos.

Una de las mejores tarjetas que podemos encontrar en este segmento y que podemos usar ya en Google Pay es la que ofrece Correos. La tarjeta Correos Prepago Mastercad es la primera tarjeta prepago en el móvil que permite al titular de la misma pagar con el móvil, o cualquier dispositivo inteligente compatible con la app de pago de Google, sin vinculación a ninguna cuenta corriente ni entidad bancaria.

En términos operativos, bastan tres pasos para empezar a pagar con el móvil: primero, descargar la app de Google Pay en la Google Play Store; seguidamente abrir Google Pay, y finalmente, hacer una fotografía a la tarjeta Correos Prepago o introducir manualmente los datos de la misma. A partir de aquí ya se pueden pagar las compras con el móvil, sin necesidad de llevar consigo la tarjeta, en cualquier comercio físico u online adherido a la red Mastercard, o sea en más de 35 millones de puntos en todo el mundo.

Pagar con el móvil sin banco de por medio

Tanto si el pago se hace en tiendas físicas con terminales "contactless" como si se usa Google Pay para pagar en webs y aplicaciones, la información real de la tarjeta nunca se comparte con el comercio, por lo que los datos están siempre protegidos. Ideal para aquellos que se sienten inseguros a la hora de comprar por ordenador o en una tienda física sin efectivo, pues este producto, al ser independiente de cualquier banco, garantiza que es imposible acceder al dinero depositado en la cuenta.

La tarjeta Correos Prepago Mastercard se puede adquirir en cualquier oficina de Correos o, a través de www.correosprepago.es. Para recargarla, hay que acudir también a una oficina de Correos (pagando en efectivo o con otra tarjeta) o se puede hacer a través de Internet (web y app) con cargo a otra tarjeta. La tarjeta permite además la extracción de dinero, tanto en cajeros como en cualquier oficina de Correos, e incluso puede transferirse dinero de una tarjeta a otra de manera inmediata.

Sin duda, una opción muy atractiva para aquellos usuarios que quieren pagar con su teléfono móvil sin banco de por medio. El pago sin contacto se va popularizando y nadie duda de que el uso del smartphone como monedero seguirá creciendo para hacer nuestras compras más cómodas, seguras, sencillas y rápidas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook