Es de Vila-real y del Villarreal de corazón. Pau Torres sabe que comienza a ser todo un referente en el club de su vida, en el que ha crecido y en el que se ha hecho futbolista de máximo nivel mundial. Es por ello que al Xiquet del poble le situaron el pasado ejercicio en la órbita de colosos del fútbol internacional como el Madrid o este mismo verano el Submarino ha recibido una suculenta oferta por él. Pero a Pau los cantos de sirena de los trasatlánticos del fútbol no le nublan la vista. Él va paso a paso, consciente de su juventud y de que debe seguir el curso natural de cualquier futbolista. Y a él, el cuerpo le pide disfrutar de un año en la Champions con el Villarreal.

El internacional español, que ha regresado de sus vacaciones tras disputar la Eurocopa y los Juegos Olímpicos con España y la Supercopa europea con el Submarino, reconoció que fue informado del interés del Tottenham en su contratación, pero que su ilusión pasaba por quedarse en el club de su ciudad y vivir una campaña «apasionante» con presencia en la Champions. «Siempre he tenido claro que lo que quería era seguir en el Villarreal y, por ello, la decisión de continuar aquí fue muy rápida», dijo. Un Pau que, evidentemente, demostró tener las ideas muy claras. «Se me informó del interés del Tottenham, pero yo tenía claro desde el primer momento lo que quería, y así lo decidí tranquilamente. Decidí lo mejor para mí, y eso era seguir en el Villarreal. Tenemos muchos retos esta temporada que me apasionan y objetivos muy importantes. No tardé en decidirlo», expuso.

El zaguero insistió en que eligió lo que él quiso. «Cualquier decisión que tome un jugador es respetable. Yo opté por ser consecuente con lo que quería. Por eso estoy tranquilo y contento por cómo ha ido el verano y por lo que viene por delante. Con eso me quedo, con que estoy donde quiero», argumentó.

Amistoso

El Villarreal se pone a prueba esta tarde. El conjunto de Unai Emery recibe al Sporting de Braga en un amistoso en el Estadio de la Cerámica. Debido a que su pretemporada, los amarillos han programado un amistoso en este parón con la idea de que el equipo no pare y pueda mantener el ritmo de trabajo.