Martin Dubravka está acostumbrado a los largos, ventosos y muy fríos inviernos de Newcastle. Tan aclimatado a las tardes encapotadas de lluvia con su club en la Premier, el portero eslovaco no supo prever que esa pelota tan alta escupida por el larguero tras el zapatazo de Sarabia se le podía acabar atragantando. El balón bajó lento, pero aliado con el diabólico reflejo del sol de las 18:31 horas y los 32 grados de la tarde sevillana. En su intento de despejar, Dubravka metió la pelota en su propia portería, dio la razón a aquel proverbio Di Stéfano (“solo te pido que las que vayan afuera, no las metás adentro”) y deshizo el nudo de angustía que oprimía a España en esta Eurocopa. Y volvió el fútbol. Y el gol.

El equipo de Luis Enrique Martínez por fin venció, 0-5, con gol nada más entrar de taquito de Ferran Torres, que ya se sabe todos los trucos del 9, y de Pau Torres. Todo justo a tiempo para clasificarse para octavos de final de la Eurocopa, enterrar debates y ganar adeptos entre “olés”. España pasa como segunda de grupo y se medirá a Croacia en Copenhague. Llegó a ser primera de grupo, durante algunos minutos, pero Suecia sofocó (3-2) la remontada de Lewandowski en San Petersburgo.

38

Eslovaquia - España, en imágenes Agencias

España despertó de su letargo con el gol justo a tiempo, imitando el agonismo de aquellas Italia de los 80 y 90, que solo crecía en autoridad merodeando antes el precipicio. Una reacción en la que la Roja agradeció el poso de experiencia y madurez de las dos piezas veteranas que Luis Enrique introdujo en el “once”: Azpilicueta y Busquets. Mientras los dueños de los clubes recelan de los futbolistas veteranos, por su escaso retorno de mercado, el fútbol se acaba imponiendo. Como con las lecciones de Modric, la primavera de Benzema, la revancha de Luis Suárez, Parejo y Coquelin, la fiabilidad eterna de Soldado. Busquets y Azpilicueta aportaron a España el aplomo de confianza necesario para no dejarse atrapar por su propia negatividad cuando Morata falló a los once minutos un penalti provocado por Koke. Sin embargo, la selección no cayó en el bucle de horizontalidad previsible de los dos anteriores encuentros.

Diseñada con mimbres parecidos a los anteriores contendientes, veterana y defensiva pero sin la pegada de Isak y Lewandowski, la Eslovaquia de Hamsik tenía claro el partido. Para España era la toma tercera de otro partido cerrado y lento, de paciencia y de mover rápido la pelota. Al primer minuto marcó Suecia contra Polonia y restó dos grados de presión al ambiente de la Cartuja. El penalti fallado de Morata hizo pensar en digerir una eliminación entre memes. Pero España no bajó los brazos, oliendo constantemente el gol con centros en rosca de Azpilicueta, con Busquets y Pedri asociándose, con Gerard Moreno desequilibrando desde la banda. Si no llega a pifiar Dubravka, habría llegado igual el tanto que rompió el dique.

Ferran Torres golea con España

Antes de acabar la primera parte, Laporte sentenciaba con un cabezazo (¿un gol “lo suficientemente español”?) y relajó la segunda parte, reservada para la fiesta. A Eslovaquia le saltaron las costuras al intentar estirar sus líneas. Sarabia desatado puso el tercero y Luis Enrique movió el banquillo para que los suplentes (Oyarzabal, Adama, Thiago) ganasen en minutos y alegría. A los pocos segundos (44) de salir al campo, Ferran Torres se marcaba un espuelazo para definir el cuarto, a pase de Sarabia. Es el séptimo tanto del de Foios con España en 14 partidos, un promedio bárbaro. A Eslovaquia se le derretía incluso su mejor argumento, la firmeza defensiva del interista Skriniar, uno de los centrales más solventes de Europa. El villarrealense Pau Torres cabeceaba para el quinto. En los veinte minutos restantes hubo tiempo para jalear los pases frente a un rival rendido y para aplaudir la momentánea remontada polaca ante Suecia, que finalmente pasó como primera.

Ficha técnica:

0 - Eslovaquia: Dubravka; Pekarik, Satka, Skriniar, Hubocan; Kucka, Hromada (Lobotzka, m. 46); Haraslin (Suslov, m. 69), Hamsik (Benes, m. 90), Mak (Weiss, m. 69) y Duda (Duris, m. 46).

5 - España: Unai Simón; Azpilicueta (Oyarzabal, m. 77), Eric García (Pau Torres, m. 72), Laporte, Jordi Alba; Busquets (Thiago, m. 71); Koke, Pedri; Sarabia, Morata (Ferran Torres, m. 66) y Gerard Moreno (Adama Traore, m. 77).

Goles: 0-1, m. 30: Dubravka, en propia puerta. 0-2, m. 47+: Laporte. 0-3, m. 55: Sarabia. 0-4, m. 66: Ferran Torres. 0-5, m. 72: Juraj Kucka, en propia puerta.

Te puede interesar:

Árbitro: Bjorn Kuipers (Países Bajos). Amonestó al eslovaco Duda (m. 12).

Incidencias: partido correspondiente a la tercera y última jornada del grupo E de la Eurocopa 2020, disputado en el estadio La Cartuja de Sevilla ante unos 12.580 espectadores.