La F1 hace su propia 'quiniela'... ¡Y sitúa a Alonso, en Mercedes!

Sainz, según la apuesta de la F1, ocuparía la vacante de Fernando en Aston Martin

Fernando Alonso, al volante del Aston Martin AMR24.

Fernando Alonso, al volante del Aston Martin AMR24. / AP

La 'silly season' de Fórmula 1 para 2025 comenzó incluso antes de la temporada, con el sorprendente fichaje de Lewis Hamilton por Ferrari. Un movimiento que genera muchos impactos colaterales teniendo en cuenta que la mayoría de pilotos terminan sus contratos a final de temporada, entre ellos los dos españoles Fernando Alonso y Carlos Sainz, el gran damnificado por la llegada de Hamilton a Maranello. Ahora, después de muchas especulaciones sobre el destino de cada piloto, la cuenta oficial de la Fórmula 1 se ha atrevido a lanzar su propia apuesta para confeccionar una hipotética parrilla de cara al próximo año.

En la quiniela de la F1, Y los dos pilotos españoles cobran especial protagonismo, si bien el propio Fernando Alonso ha insistido recientemente en que todavía no sabe si pondrá fin a su carrera este año y que, en caso de continuar, dará prioridad a negociar su renovación con Aston Martin. "Hemos construído mucho juntos y creo en este equipo", dice.

Al margen de ello, la F1 coloca a Fernando en Mercedes como nuevo compañero de George Russell, con el que el asturiano mantiene una estrecha relación fuera de los circuitos. Viajan juntos a menudo a los grandes premios y han compartido celebración en las dos últimas nocheviejas. En cuanto al futuro destino de Carlos Sainz, la F1 le sitúa ocupando la vacante de Alonso en Aston Martin, al lado de Lance Stroll, el hijo de Lawrence Stroll.

Al tricampeón Max Verstappen le mantienen en Red Bull a pesar de los constantes rumores sobre su salida del equipo y la grave crisis interna que se vive actualmente en Milton Keynes. La F1 cree que se calmarán las 'aguas' y el neerlandés cumplirá su contrato (hasta 2028), pero sí cambiaría su compañero de equipo: volvería Daniel Ricciardo para sustituir a Checo Pérez, al que dejan fuera de la parrilla.

En la formación satélite Visa Cash APP Racing Bulls se quedaría Yuki Tsunoda, junto al talentoso júnior y piloto reserva Liam Lawson. No hay cambios en McLaren, ni en Alpine. En Williams Mercedes situaría a su joven promesa Kimi Antonelli relevando a Logan Sargeant, para que empezara a fogearse, hasta que Alonso dejase el volante.

Y la otra gran estrella emergente, el británico Oliver Bearman, que debutó con Ferrari ante la baja de Carlos Sainz por su operación de apendicitis y fue séptimo, empezaría su andadura en la F1 de la mano de Haas y junto a Kevin Magnussen, dejando sin asiento a Nico Hülkenberg.