Los cinco trucos infalibles para ahorrar dinero en 2023

Los expertos recomiendan estos métodos para mejorar tu economía personal a partir de ahora

Año nuevo, vida nueva. Después de tres años marcados por la pandemia, la guerra de Ucrania y la subida de los precios, 2023 está llamado a ser un alivio y devolver la tan añorada normalidad. No solo en nuestras vidas personales: también a nivel económico.

Los expertos recomiendan ahorrar ahora que será posible, pero son conscientes de que sigue siendo muy difícil para la gran mayoría de la población que sobre dinero al final del mes. Por eso están compartiendo sus trucos para que mejores tus finanzas personales y dispongas de una buena salud económica a partir de ahora. Vamos con los cinco consejos de Álex Lozano.

La regla del 50/30/20, la mejor forma de repartir los ingresos

Tener definida una escala de prioridades es esencial para manejar correctamente tu dinero. Y la mejor forma es seguir esta regla. Hay que distribuir los gastos en dos grupos: los imprescindibles, a los que debes destinar un 50% de tus ingresos, y los de ocio, que pueden llevarse hasta un 30%. ¿Qué ocurre con el 20% restante? Sencillo: debes ahorrarlo. También puedes invertirlo, pero es imperativo que ese dinero vaya destinado a gastos futuros. Así dispondrás de un colchón suficiente ante complicaciones económicas.

La regla del 1% o el método austriaco para ahorrar

Otra norma que debes imponerte es no comprar sin meditarlo bien nada que cueste al menos un 1% de tu salario anual. Un gasto tan importante no puede emprenderse de forma impulsiva, por lo que debes darte una semana para pensártelo y si al cabo de esos días sigues queriendo hacer esa compra y te la puedes permitir, luz verde.

Ten preparado un colchón económico de emergencia

Muchos problemas se deben a la falta de planificación o, simplemente, a imprevistos con los que no contamos. Por eso, aunque estés cumpliendo las otras reglas, es esencial que tengas dinero guardado por si ocurre alguna emergencia. Ahorra hasta tener cinco veces tu sueldo mensual en el banco y no uses esos miles de euros si no es un caso de extrema necesidad.

Revisa cada año tus tarifas

Esto no es una regla inventada por nadie sino una obligación. El teléfono, la luz, el gimnasio o cualquier otro servicio de pagos mensuales -necesario o de ocio- que tengas contratado puede variar de precio. Sobre todo al empezar el año o tras el verano. Comprueba si hay alguna tarifa que tenga mejores condiciones que la tuya, aunque siempre con cuidado y leyendo la letra pequeña para evitar caer en las múltiples estafas que perpetran algunas compañías.

No tengas más cosas de las que necesitas

Uno de los mayores vicios del ser humano es que cuanto más tenemos más queremos. Comprar un capricho aumenta nuestras ganas de ir a por el siguiente. Y coleccionar determinados objetos o prendas de ropa también. Si acumulas cosas que ya no usas o necesitas deshazte de ellas. Si tienen cierto valor económico puedes venderlas en Wallapop. Si no -solo si están en buen estado-, regálalas a algún familiar o amigo o dónalas.