Adelgazar es una tarea que resulta complicada para muchas personas. Y no necesariamente a las que les gusta comer. Todo pasa por aprender a generar déficit calórico mediante una reeducación de los hábitos alimenticios y aumentar el ejercicio físico. Sea por cuestión de verse con un físico más atractivo por por salud, la vida de forma saludable es algo de lo que sentirse bien... y orgullosos. Vamos a contarte el caso de una mujer india llamada Jaswinder Kaur Bedi.

Con sólo 34 años fue uno de los miles de ejemplos de personas obesas que sufrieron más de la cuenta al contagiarse de Covid-19. Midiendo 1,55 metros y pesando 74 kilos, es evidente que, dejando de lado la estética, su salud estaba en claro peligro. Evidentemente, tenía una vida sedentaria en un trabajo que realizaba sentada, mientras que el deporte no lo veía ni por televisión. El coronavirus le dio un toque de atención importante y la muerte de su hermano la puntilla, así que decidió ponerse manos a la obra, tal y como se relata en el 'Times of India'.

Menú para adelgazar

Nada más levantarse se bebe un vaso de agua con semillas de fenogreco y comino. Un rato después desayuna un té sin azúcar acompañado de tres opciones que va alternando: huevos cocidos, Sándwiches integrales de pavo o un pequeño bol de arroz poha (indio).

A la hora de comer hay que optar por plato de verduras con ensalada y un yogur natural o bajo en calorías, pero siempre sin azúcar, dejando un tentempié para la tarde que podía ser una pieza de fruta, un snack saludable, un par de onzas de chocolate negro +80% o un puñado de 4 nueces. Por la noche llega la sorpresa. Los horarios no siempre son fáciles de ejecutar, pero recomienda que se cene antes de las 8 y siempre opta por lo mismo, que se un plato de 'dal khichdi', una plato indio que consiste principalmente en lentejas con arroz (¡ni se te ocurra añadirle chorizo ni patata!).

Por otro lado, todo ello te ayudará a perder kilos de manera rápida y efectiva, pero debes hacer ejercicio para complementarlo, no sólo para quitarte grasa, sino para que tu cuerpo no se quede tan flácido al hacerlo. Te sentirás mejor, no pasarás hambre y te habrás quitado unos 10 kilos en tres meses.