22 de diciembre de 2014
22.12.2014
ANÁLISIS

Lucas Alcaraz dobló el rendimiento del equipo

Con quince puntos, el Levante acaba el año en la decimoquinta plaza

31.12.2014 | 13:14

El Levante afronta el parón navideño de la Liga fuera de los puestos de descenso, tras un inicio pésimo de campeonato que provocó el relevo de José Luis Mendilibar por Lucas Alcaraz, quien ha doblado la puntuación del equipo en las ocho jornadas en las que lleva en el banquillo.

Con quince puntos, el Levante acaba el año en la decimoquinta plaza, tras haber visto frenada su buena racha en este último mes de competición, pues ha enlazado una derrota y tres empates en las cuatro últimas jornadas, justo después del mejor momento ya con Lucas Alcaraz en el banquillo.

Alcaraz ha dirigido al equipo en las últimas ocho jornadas de 2014, en los que ha logrado diez puntos gracias a las victorias en casa ante el Valencia (2-1) y Almería (2-1) y los empates ante Sevilla (1-1), Getafe (1-1), Córdoba (0-0) y Real Sociedad (1-1), mientras que perdió sus visitas al Celta (3-0) y al Espanyol (2-1).

El técnico andaluz llegó al Levante tras la octava jornada y después de que el entrenador José Luis Mendilibar fuera capaz de sumar solo cinco puntos.

El equipo valenciano perdió en ese tramo de Liga ante el Villarreal (0-2), Athletic de Bilbao (3-0), Barcelona (0-5), Rayo Vallecano (0-2) y Real Madrid (0-5), empató en Málaga (0-0) y Eibar (3-3) y ganó en Granada (0-1).

Al margen de los malos resultados, la dirección deportivo del Levante también esgrimió las malas sensaciones que transmitió el equipo durante el inicio de Liga para anunciar, tras la derrota ante el Real Madrid en el Ciutat de València, la destitución de Mendilibar y el fichaje de Alcaraz.

Lucas Alcaraz cambió en apenas un par de semanas el estilo de juego, que pasó a ser más menos atrevido que con su predecesor, con la línea defensiva más retrasada y empleó jugadores como Loukas Vyntra, Simao Mate, Momo Sissoko o Andreas Ivanschitz, que habían tenido hasta ese momento un papel secundario.

El entrenador andaluz ha mejorado notablemente el bagaje defensivo del equipo, ya que si en las primeras ocho jornadas el Levante había recibido veinte goles en contra, con Alcaraz en el banquillo sólo le han encajado diez.

Sin embargo, lo que apenas ha conseguido mejorar el entrenador andaluz es el juego ofensivo. El Levante ha anotado doce goles a favor. Sólo Víctor Casadesús, con cuatro, y José Luis Morales, con tres, han estado a la altura. El resto de los goleadores fueron Rubén, Camarasa, Barral, Martins e Ivanschitz.

Ahora, el Levante afronta un periodo de reflexión previo al inicio del mercado de invierno, en el que seguramente se reforzará.

En este capítulo, un delantero y un centrocampista ofensivo son las prioridades del conjunto que preside Francisco Catalán, quien ha reconocido públicamente que disponen de casi un millón de euros para fichar en enero.

Mientras, el club también podría permitir la salida de aquellos futbolistas que apenas han jugado hasta ahora. Los defensas Héctor Rodas e Issam El Adoua y los centrocampistas Víctor Pérez o Jordi Xumetra son algunos de los jugadores que podrían cambiar de equipo en este mercado invernal.

En el aspecto social, el pasado día 15, el presidente Francisco Catalán y el resto del consejo de administración fueron reelegidos para los próximos cinco años en la junta general ordinaria de accionistas y presentó un superávit previsto para el próximo ejercicio de casi 8,5 millones de euros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook