23 de enero de 2019
23.01.2019
POLÉMICA

La juez abre un nuevo proceso en el 'caso Chumi'

El TAD no admite la suspensión cautelar de la Copa, pero Competición incoa el expediente para analizar si hubo quebrantamiento de sanción

23.01.2019 | 23:03
La juez abre un nuevo proceso en el ´caso Chumi´

El Barcelona entró en juego este miércoles en el Sánchez Pizjuán para afrontar el partido de ida de los cuartos de final de la Copa del Rey en el que podría haber estado el Levante UD, más aún teniendo en cuenta la importante novedad que experimentó este miércoles por la tarde el 'caso Chumi' después de que la Juez Única de Competición, Carmen Pérez, trasladase a la entidad de Orriols, al Barça y al propio jugador implicado que ha iniciado un nuevo proceso contra la entidad barcelonista y el futbolista por presuntamente haber quebrantado la sanción que le imposibilitaba jugar en la ida de octavos de Copa ante el Levante. En el caso de que Competición considere que hay 'quebrantamiento de sanción' en este nuevo proceso, el plazo de prescripción de esa infracción es de tres años y por tanto el Levante sí habría reclamado con validez. Es un giro Copernicano en el contencioso que aumenta notablemente las posibilidades reales de un fallo final desfavorable a los barcelonistas ya que nada tiene que ver con el recurso que ahora tiene el TAD sobre la mesa. La nueva situación viene dada por la decisión del Levante UD del pasado lunes cuando, después de ver que su recurso fue desestimado por estar fuera de plazo sin entrar a valorar si realmente había alineación indebida barcelonista, giró drásticamente la estrategia en su reclamación solicitando la aclaración sobre si hubo alineacion indebida o no. Se ha incoado el expediente y por tanto se va a volver a analizar el caso, una decisión que se ha acogido con agrado en Orriols, donde hasta ayer se estaba únicamente a la espera de que el último tribunal deportivo, el TAD, se pronunciase. Ahora son dos vías paralelas. Una bala en el tambor y otra en la recámara.

Para el Levante UD, hasta esta variación, la jornada había sido un suma y sigue en su calvario contencioso-administrativo. El TAD, que en lugar del martes lo hizo ayer a primera hora, se reunió de urgencia para atender la petición de suspender cautelarmente la Copa, una posibilidad que de antemano se antojaba remota y que no en vano fue denegada, además por la vía rápida. Sin embargo, el tribunal, cuyos plazos de resolución son más largos, no entró en en el fondo del recurso. Y es que la reunión apenas se demoró y tras ella, así según confirmaron en el Levante, apenas se comunicó el aplazamiento a otro día de la decisión. Se puede intuir, no obstante, que como los Comités primero de Competición y después de Apelación, esta resolución también será negativa.


Oficialmente, el estadio

A todo esto, el Consejo de administración se reunió este miércoles por la tarde en el Ciutat, aunque en contra de lo que pudiera parecer a simple vista no fue de urgencia por lo ocurrido en el TAD. El encuentro de la directiva estaba fijado de antemano para tratar, según la versión oficial, asuntos relacionados con la remodelación del estadio.

Respecto a la posibilidad de recurrir en última instancia a tribunales ordinarios, los plazos se convertirán en años y ahí la única recompensa será una jugosa indemnización económica. La posibilidad de reintegrarse en la actual Copa por esa vía es un imposible.

Respecto al TAD, la reunión de ese miércoles tuvo la peculiaridad de que a excepción de dos miembros, los titulares se abstuvieron de intervenir en el recurso. Sintomático.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook