Opinión

Disfrutar del fútbol cada vez es más difícil

Parecerá poco lógico pero a veces entiendo que los jugadores no hablen con los medios

Disfrutar del fútbol cada vez es más difícil

Disfrutar del fútbol cada vez es más difícil / SD

El fútbol es cada vez para menos gente. Y hablo de fútbol como el deporte y no como todo eso que lo envuelve y que lo convierte en algo que no da ejemplo de ningún tipo. Desde el propio Javier Tebas haciendo de las suyas cada semana tratando de vender a los cuatro vientos que el fútbol español es la leche y que los demás tienen mucho que envidiarnos. Parece que el ‘tío’ no se entera de la realidad de un deporte que cada vez menos gente en España y por el que hay que pagar una barbaridad para consumirlo. Lo mejor son esos ‘contextos’ que ahora tiene Twitter y que le dejan claro al bueno de Javier que las mentiras tienen las patas muy cortas. Como esa última en la que soltó que el que consume piratería está realizando un delito. Y no seré yo quien le diga a la gente lo que tiene o no tiene que hacer pero si tanta gente lo ve de forma ‘pirata’ es porque los precios son realmente inalcanzables para muchas casas que no llegan a final de mes y que tienen mil cosas que pagar antes que el propio fútbol, antiguamente el deporte de todos y ahora el de unos pocos. Ese sería el primero de los apartados por los que últimamente me entristecen más cosas en torno al fútbol pero no el último.

Los propios periodistas estamos (uso el plural pero trato de no incluirme en la mayoría de los temas que voy a nombrar) generando contenidos que son habitualmente poco éticos y que solo están al servicio de la polémica y que están destinados a un público muy concreto que busca sangre. El último de los casos que me ha dado lástima esta semana es cuando un periodista usó a Morata para tratar de ridiculizarle. Le preguntaron si pensaba en el balón de oro dado su nivel y realmente la pregunta está destinada a buscar una respuesta que genere contenido negativo para el futbolista. Ayer de hecho me llegaba por un grupo de Whatsapp una de esas frases que había dicho. «No pienso en el balón de oro». Y le seguían unas risas y unos comentarios que invitaban a hacer de menos a un jugador que realmente está teniendo un rendimiento notable. Esa misma semana se le ha preguntado a Rodri, compañero de Haaland, quién cree que es mejor, el noruego o el propio delantero de la selección española, con quien también comparte vestuario. En definitiva, la pregunta también estaba enfocada a que cualquier respuesta serviría para dejar mal al ariete del Atlético, que por cierto está a un nivel ‘top’ para desgracia de muchos. Pero lo peor de todo es que esto sucede con Morata, con el que soy poco objetivo porque me gusta más el delantero de lo que dice el ‘meme’ que han querido crear, y también sucede con cualquier jugador que ahora genera un debate de ‘blanco o negro’. Y parecerá poco lógico lo que voy a decir, pero a veces entiendo que los jugadores se alejen de los medios, porque generan odio y debates sobre todo menos sobre fútbol.