26 de mayo de 2018
26.05.2018
MERCADO DE FICHAJES

Operación delantero: Gameiro ya calienta motores

Optimismo en el Valencia CF ante la posibilidad de fichar al delantero francés

31.05.2018 | 12:06
Operación delantero: Gameiro ya calienta motores

Desde el Valencia CF se respira cierto optimismo en cuanto al posible fichaje de Kevin Gameiro se refiere. La operación está en marcha desde hace días y aunque es complicado poner una fecha concreta, lo cierto es que no es descabellado afirmar que el francés puede convertirse en el primer refuerzo del Valencia CF 2018/19.

Marcelino quiere al futbolista galo sí o sí, y ese interés está por encima de la posible oferta que pueda hacer el Atlético de Madrid por Rodrigo para suplir la más que segura salida del francés Antoine Griezmann al FC Barcelona. Si el conjunto colchonero va de verdad a por Rodrigo, podría hablarse de operaciones cruzadas tasando a cada futbolista por un precio y luego haciendo una simple resta, pero Marcelino quiere a Gameiro por encima de todo. Y lo quiere porque esperaba haber avanzado algo en la operación Iago Aspas, pero lo cierto es que el Celta de Vigo se mantiene firme en los 40 millones de euros de la cláusula de rescisión, y aunque queda mucho hasta que se cierre el mercado, -se cierra el viernes 31 de agosto-, el Valencia ha optado por acelerar el fichaje de Gameiro. Si bien, esto no significa necesariamente que el club de Mestalla haya renunciado al fichaje del delantero gallego, lo que sucede es que fichar a Gameiro es, desde el punto de vista económico, mucho más factible por la postura del futbolista.


Acuerdo con el futbolista

Según ha podido saber SUPER el Valencia está negociando con el representante del jugador, Alex Bonnot, y no habrá problema alguno en que lleguen a un acuerdo ya que el delantero francés quiere jugar en el Valencia. De hecho, ya quiso jugar en el Valencia el verano pasado pero la operación no se pudo dar, pero ocurre que, curiosamente, eso es lo que ahora juega a favor del club de Mestalla. El verano pasado Simeone no quiso que abandonara el equipo rojiblanco porque no podían hacer fichajes para la primera vuelta del campeonato debido a la sanción de la FIFA por el caso de los jugadores canteranos. Gameiro se quedó de la misma manera que se quedó Griezmann, aunque el francés lo hizo a cambio de que la cláusula bajase de 200 millones de euros a 100. De hecho, se especula con la posibilidad de que ya el verano pasado el Barcelona pactara con él que bajara la cláusula a la mitad y que él la pagaría. Ahora el Atlético trata de evitar la fuga del punta galo a la desesperada.

Pues con Gameiro sucede lo mismo pero sin bajada de cláusula de por medio. Es más, Simeone no le dejó salir el verano pasado porque no podía fichar, ni tampoco en invierno porque entonces el Valencia se había convertido en un rival directo del conjunto del Wanda Metropolitano. Además, llegó el mes de enero, Kevin estaba viviendo su mejor momento como futbolista del Atlético y comenzó a jugar y a hacer goles hasta el punto que adelantó en las rotaciones de Simeone a Luciano Vietto, que finalmente fue quien fichó por el conjunto de Mestalla. Gameiro se quedó pero una vez cerrado el mercado de invierno, volvió a caerse del equipo, y el resultado de todo ello es el compromiso del Atlético de no ponerle trabas a su salida, por ello el Valencia tasa su fichaje en una cantidad que puede estar entre los doce y los quince millones, que es curiosamente la opción de compra que se puso a Vietto el pasado invierno.

Operación Rodrigo/Gameiro

En caso de que se produzca la operación cruzada Rodrigo/Gameiro, hay una referencia clara de por dónde irán los tiros en cuanto al montante final se refiere, y esa referencia son las palabras del director general Mateu Alemany cuando el pasado miércoles se le preguntaba si era cierto que el Valencia CF había tasado a Rodrigo en 60 millones de euros, tal y como publicó en su momento el diario Marca: "He leído en diferentes medios que hay especulaciones en ese sentido y le diría que la cantidad son 120 millones, que son los de la cláusula de rescisión, en torno a esa cantidad sería bastante posible. Es un jugador muy importante, que es capitán, que es feliz, que está implicado y lleva muchos años aquí. A partir de eso, encantados de que se quede y si viene un grandísima oferta que valore su calidad y jugador le convenza, la valoraremos. Nuestra posición es bastante clara». Clarísima. Una cantidad que se acerque y mucho a la cláusula de rescisión que son esos 120 millones de euros y de ahí descontar el precio de Gameiro.

Por otra parte, desde Italia, en concreto La Gazzeta dello Sport, se informa de que han comenzado las negociaciones entre el Milan y el Beppe Bozzo, el nuevo representante de Simone Zaza. El Valencia contempla hacer caja con el italiano para invertir ese dinero en reforzar la delantera y Aspas es elegido, si empre que no valga 40 millones...

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook