13 de marzo de 2019
13.03.2019
ÚLTIMA HORA
EUROPA LEAGUE El rival

Gazinskiy, el líder llegado del Lejano Oriente

El jugador del Krasnodar nació en la Rusia que mira al Pacífico, más cerca de Japón que de Moscú

13.03.2019 | 12:56

Komsomolsk del Amur es una ciudad del krai de Jabárovsk, distrito del Lejano Oriente. Para tomar posición, el territorio formó parte de la China Imperial. Allí –más al este de Kazajstán y Mongolia– nació Yuri Gazinskiy. El centrocampista, que hizo el primer gol del passado Mundial, es una de las referencias del Krasnodar y de la Premier. Con 29 años, lleva defendiendo a los Toros desde 2013, cuando llegó desde el Torpedo de Moscú. Sólo el portero Sinitsyn y el central Alyaksandr Martynovich suman más temporadas. Gazinskiy forma parte de la columna vertebral de futbolistas que ha transformado al club junto al uruguayo Mauricio Pereyra, Sergei Petrov, Ari o el convicto Pavel Mamayev. En Mestalla fue protagonista; el internacional ruso fue clave en la medular y lanzó a Claesson mano a mano con Neto. Sin Charles Kaboré, Gazinskiy está obligado a interpretar un papel determinante en el equilibrio del equipo. Musayev reformará la medular por la baja del burkinabé (sancionado). Vuelve Pereyra, jugador de creativo, con calidad en el pase y pausa, pero tibio en la recuperación. Kristoffer Olsson tendrá que remangarse, como Gazinskiy. El ocho es fundamental por solidez en el pase, claridad y recorrido, de área a área.

Yuri se hizo profesional en el Luch de Vladivostok...más cerca de Japón o de las dos coreas que de Moscú. Rusia es tremenda. En madurez, Gazinskiy se ha consolidado como uno de los mejores centrocampistas de la Premier y es historia del club. Con el pase de gol en Mestalla suma siete esta temporada (seis en liga) y es el quinto asistente histórico del club, con 21, sólo por detrás solo Joaozinho (56), Pavel Mamayev (30), Pereyra (27) y Ari (23) están por encima.

El 'Crashnodar'


Murad Musayev está capeando un pequeño temporal en Krasnodar. El regreso a la competición en Rusia no ha traído buenas noticias: eliminados de la Copa y con dos empates consecutivos en la liga que le han alejado del líder Zenit y han acercado a las potencias de Moscú a la segunda plaza. Los rusos están en octavos por el valor doble del empate (1-1) en Leverkusen. Falta ritmo, falta pegada, falta continuidad y equilibrio. Con el 2-2 ante el Orenburg del lunes, el Krasnodar ha fijado la peor racha de derrotas en su historia: nueve partidos sin ganar. El anti-record anterior (ocho partidos consecutivos sin victoria) se estableció entre abril y mayo de 2011, cuando el equipo perdió 5 veces y empató 3 veces.

"Sólo pensamos en el VCF, en intentar pasar la eliminatoria"


El empate ante el Orenburg dejó helado al Krasnodar Stadium. Ari fue protagonista dentro y fuera del campo. El ruso-brasileño falló un penalti, marcó y dejó un mensaje claro en zona mixta: «Ahora toca desconectar, coger fuerza y pensar en el Valencia». El foco está puesto en la Europa League.

Para Ari, la sensación de no acertar desde los once metros fue una novedad. Nunca había fallado un penalti. «Estaba muy cansado. Jugué por primera vez 90 minutos después de la lesión y estoy feliz por eso y también anotar un gol», aseguró.  El delantero no fue titular en Mestalla, llegó muy justo. Su entrada en el partido generó problemas y agitó la defensa. Ari tiene el físico, la astucia, el juego y el remate. Habrá prueba para la dupla Gabriel Paulista-Diakhaby.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook