La verdura que muchos odian y que Harvard recomienda para cuidar el intestino

Los españoles consumimos una cantidad inferior de fibra a la que recomiendan los organismos de salud

Las verduras están llenas de vitaminas, minerales y antioxidantes, cuidan el correcto funcionamiento del corazón e, incluso, contienen sustancias que previenen distintos tipos de cáncer, como el de próstata. Pero, ¿comemos suficientes verduras? Pocas cosas hay en el mundo de la alimentación que atraigan menos a las personas, en especial, a los niños.

Un nuevo estudio llevado a cabo por la Universidad de Harvard ha determinado que ingerir al menos ocho gramos de fibra alimentaria al día resulta muy beneficioso para nuestro organismo. La investigación concluye que quien come más fibra tiene entre un 16% y un 24% menos riesgo de morir por una enfermedad cardiaca, una diabetes tipo II o un cáncer de colon. De hecho, por cada ocho gramos adicionales de fibra que se consumen, el riesgo de estas enfermedades cae entre un 5% y un 27%.

El brócoli es el rey, como destaca la Universidad de Harvard, entre los alimentos con más fibra no soluble. Esta hortaliza protege de los depósitos de grasa en las arterias y, por ende, de las calcificaciones y posteriores infartos o ictus. Y favorece el tránsito del intestino y, por tanto, el buen funcionamiento del sistema digestivo. La Fundación Española de Nutrición calcula que el brócoli contiene 2,6 gramos de fibra por cada 100 gramos que se consumen. Esta es una cantidad muy elevada de fibra si se tiene en cuenta que más del 90% de su composición es agua.