La contratación de Rodrigo de Paul en el Atlético de Madrid hasta 2026 iniciará la temporada con un centro de campo lleno de recursos para conseguir bordar cualquier partido y desmontar los planes de cualquier rival.

La pasada campaña, Simeone dibujó un once donde el medio centro destacaba por jugadores como Koke, Marcos Llorente y Lemar, aunque también tuvo presencia Carrasco en la izquierda, cuando os colchoneros jugaron con defensa de cuatro.

Esta temporada, será Rodrigo de Paul el jugador más importante en la línea del equipo de Simeone. Su juego queda marcado tras destacar en la Copa América en una posición similar a la de Thomas Lemar la campaña pasada.

El centrocampista destaca por ser polifacético dentro del terreno de juego, ya que dispone de capacidad suficiente para jugar tanto de mediocentro como de interior. También, es capaz de filtrar pases en profundidad o realizar disparos lejanos, pero sobre todo de hacerse con el balón del equipo contrario con facilidad.

El técnico confía mucho en el juego y la disciplina del jugador, por lo que aportará al centrocampista su máxima confianza en el terreno de juego y estará en su once ideal.