Fernando San Emeterio deja el interior de la pista, y pasa al banquillo. En los últimos instantes del acto de despedida como jugador profesional que se vivió en la Fonteta, Víctor Luengo, director de relaciones institucionales del Valencia Basket, anunció que San Eme no se va... del todo. «Fernando formará parte esta temporada que viene del cuerpo técnico del primer equipo masculino», dijo Luengo. El ya exalero, de 37 años, será técnico asistente en el staff de Juan Peñarroya con un contrato de tres temporadas.

FICHAJE CALIENTE

Una de las caras nuevas que probablemente entrenarán Peñarroya y San Emeterio en el equipo será la de Víctor Claver. El jugador, que ya militó en el club entre 2006 y 2012, rescindirá en las próximas horas con el Barça y se acerca nuevamente a la Fonteta. Las voluntades han confluido por ambas partes y, si nada se tuerce en las próximas horas, no tardará en hacerse oficial. Precisamente Víctor fue el hombre que habló en nombre de la plantilla de la selección española.

Claver le entrega el '19' de la Selección Francisco Calabuig

«Quiero darte la enhorabuena por tu carrera, de parte de la familia de la selección. ‘Fer’, eres una persona capaz de dar lo mejor en la pista y también fuera de ella. El primer año que estuviste en València tenías clarísimo que te ibas a quedar, eso a mí como valenciano me hizo mucha ilusión. Supiste transmitir pasión a la afición», dijo Claver.

Fernando San Emeterio, jugador del Valencia Basket en las últimas seis temporadas, recibió un homenaje tremendamente emotivo en la Fonteta, después de que el jueves se supiera que dejaba el baloncesto tras 20 años de profesional en la ACB. Los jugadores de la selección española, con la que San Eme ganó cinco medallas, no faltaron al acto, como tampoco su entrenador, Sergio Scariolo. El seleccionador supo resumir el valor del exjugador con las palabras «lealtad y respeto».

Scariolo abraza a San Eme EFE

Luengo, Van Rossom, Rafa Martínez, Vives o Joan Sastre, unos en vídeo y otros en vivo, dedicaron su cariño a San Eme, así como amigos y miembros de su familia. "Lo habéis conseguido me habéis hecho llorar, hasta a mi hija. Quien le iba a decir a ese niño que empieza jugando en casa y al que su abuelo le hizo un aro y lo puso en una puerta que iba a estar 20 años en la ACB y que iba a jugar 109 partidos en la selección, pero nada de eso hubiera sido posible sin un entorno y una familia", dijo San Emeterio.

"Quiero dar las gracias a mi padre por su sentido común, es algo que he mamado y es parte de mi éxito y gracias a él me he ganado el respeto. De ti mamá he aprendido a no rendirme nunca, el superarse a si mismo", añadió San Emeterio, quien dio las gracias a su mujer por apostar y dejarlo todo por él y por darle lo mejor de sus vidas: Daniela (su hija).

San Emeterio, que no pudo evitar las lágrimas en varios momentos de la tarde, recibió de manos de Víctor Claver la camiseta de la selección con el número 19 y su nombre a la espalda, mientras que Luengo anunció que la próxima temporada el ya exjugador formará parte del cuerpo técnico del Valencia Basket. Además, Fernando Calatrava, representante de los árbitros españoles (AEBA), le hizo entrega de un obsequio de reconocimiento al deportista y la persona de Fernando San Emeterio.

San Emeterio, emocionado EFE

El acto se cerró con una foto con su familia y con todos los presentes en las gradas en pie y tributando un fuerte aplauso al laureado y carismático jugador cántabro.

Foto de familia Francisco Calabuig

San Emeterio anunció el jueves su retirada como jugador profesional tras 20 campañas en la elite del baloncesto español y siendo el décimo cuarto jugador que más minutos ha disputado en la Liga ACB de su historia. Tras su debut con el Fórum Filatélico de Valladolid, pasó por el Girona y el Baskonia, antes de llegar al Valencia, con el que conquistó la ACB de 2017, la Supercopa de ese año y la Eurocup de 2019. Previamente, había conquistado la FIBA Eurocup con el equipo catalán y una Copa del Rey, una Supercopa y la Liga ACB de 2010 con el equipo vasco.