Mientras el Valencia Basket medita si igualar, o no, la oferta del Barcelona por Nikola Kalinic, el Unicaja Málaga está a punto de cerrar un acuerdo con otro jugador sobre el que el club de la Fonteta mantiene sus derechos acb, y por el que podría recibir una compensación económica, Will Thomas.

Según publica la prestigiosa web especializada 'BasketNews', el club malagueño trabaja para que el veterano ala-pívot norteamericano de 36 años regrese a España y vuelva a vestir la camiseta cajista.

Thomas debutó en la liga española con la casaca verde en 2014. Estuvo en Málaga dos temporadas antes de irse al Valencia, donde fue campeón de la Liga Endesa en su primera temporada como 'taronja', la misma en la que el Unicaja ganó la Eurocup al propio cuadro valenciano.

Con el AS Monaco, la temporada pasada promedió 7,5 puntos (FG: 64,2%; 3FG: 40,8%), 4,2 rebotes, 1,1 asistencias y 10,3 de valoración en 35 partidos de Euroliga. Thomas, que tiene pasaporte georgiano y por lo tanto no ocupa plaza de extracomunitario, promedió 9,5 puntos (3FG: 42,9%), 3,8 rebotes y una asistencia en la liga francesa.

Lo cierto es que el perfil de Thomas es justo el que el Unicaja está buscando en el mercado, una búsqueda en la que también coincide el Valencia BC. Jugador con buen físico, que sería complemento perfecto para Dylan Osetkowski en la posición de '4' y que no solo conoce la Liga Endesa, en este caso también conoce Málaga y el propio club.

El Valencia Basket tiene los derechos de Thomas para la Liga Endesa, ya que lo sometió a tanteo cuando abandonó la capital del Turia rumbo al Zenit de San Petersburgo. Eso quiere decir que, de concretarse la oferta verde por el jugador de Baltimore, deberá pasar por el filtro del cuadro que ahora entrena Álex Mumbrú. El Unicaja debe llamar al Valencia y negociar.

La operación, según contrasta 'La Opinión de Málaga', está muy avanzada con el jugador a la espera de solventar esas cuestiones "legales" paralelas.