El Valencia CF afronta mañana en el Sánchez Pizjuán el segundo partido de este complicado tramo del calendario, y lo hace con las bajas de jugadores clave en los esquemas de José Bordalás. Tras la lesión de Cheryshev, Gayà, Carlos Soler y Thierry Rendall han sido los últimos en caer. El míster achacó el problema sobre todo a la "exigencia muy alta" que hay en LaLiga. "Los que tenéis más experiencia siempre se ha dicho que los equipos llegan al máximo nivel tras un periodo... pero ahora la competición no te da tregua. Desde el primer día hay mucha exigencia y competitividad y el riesgo es mayor. Hay que estar preparadísimo a nivel físico y mental. Eso es lo que te hará ser un equipo de mayor o menor nivel. Las lesiones son un infortunio". El técnico alicantino sorprendió al reconocer que Carlos Soler notó molestias antes del inicio del partido ante el Real Madrid pero aún así forzó para jugar. "Carlos no tenía buenas sensaciones y quiso jugar. José también. Quieren estar, ayudar... no lo podemos controlar todo".

A pesar de las múltiples lesiones en un corto periodo de tiempo, Bordalás no da lugar al pesimismo y admite que "hay que estar preparados" para estas situaciones. "Obviamente nunca piensas en que se te pueden lesionar los jugadores o varios jugadores de manera casi consecutiva. Forma parte de la alta competición, de la exigencia. Pero yo soy un entrenador que casi nunca me lamento. Siempre pienso en positivo y ahora mismo quiero intentar recuperarles lo antes posible. Estamos pensando no en los que no están sino en los que tenemos disponibles. Deben estar preparados para defender la camiseta del Valencia CF al cien por cien".

Otro de los futbolistas que dejó dudas respecto a su estado físico la semana pasada pero que finalmente fue de la partida frente al Real Madrid es Hugo Duro. El delantero ha vuelto a entrenar hoy con un vendaje en su rodilla aunque el entrenador ha admitido que "está bien" y que el motivo del aparatoso vendaje es que "le da seguridad. Podemos contar con él".

Cheryshev continúa al margen

El banda ruso, lesionado en la jornada 4 ante Osasuna, lleva desde entonces entrenando al margen y esta semana no ha sido distinto. Al jugador se le vio realizar ejercicios sin una intensidad demasiado elevada en un campo distinto al del resto de sus compañeros.

Cheryshev trabaja en solitario en Paterna M. C. G.