Minuto 85. El centrocampista del Barcelona Franck Kessié derriba a Fran Pérez. El valencianista cae dentro del área, pero ni el árbitro principal Alberola Rojas ni Jaime Latre desde el VAR castigan la jugada con penalti. Los jugadores del Valencia protestan inmediatamente, algunos lo han visto de cerca, otros intuyen que ha sido pena máxima desde lejos, pero si alguien lo tiene claro es el protagonista. 

Su versión es muy contundente. Fran Pérez lo vio muy claro en el campo. El joven jugador del Valencia sintió el contacto de la bota del jugador del Barcelona. El canterano siente que llegó antes y que aunque el derribo no fue muy fuerte si fue lo suficiente para derribarle por el contacto y por la velocidad que había imprimido a la jugada.

Fran sabe, como extremo nato que es, que en carrera un contacto así te desequilibra como sucedió contra el Barcelona. Fran salió del campo indignado y convencido de que era penalti mucho antes de verlo en imágenes.

El VAR, desaparecido

Su rabia fue a más cuando algún compañero que rondaba por esa zona, como Jesús Vázquez, le dijo que el contacto se había escuchado. En el vestuario no entienden que, como dijo Rubén Baraja, el VAR no entrara en la jugada y al menos instara a Alberola Rojas a ver la jugada en el monitor.