Champions o Europa League, he ahí el dilema. Al Villarreal le vale el empate para seguir en la Liga de Campeones, pero el mal menor, la derrota, le devolvería a la competición en la que es el actual campeón. Le espera un infierno en Bérgamo. El Atalanta sale a goleada por partido en su estadio, es un equipo que asfixia al rival con su presión y ahora mismo es uno de los conjuntos más en forma del Calcio. La nieve y el frío son otra de las amenazas para los amarillos. Bérgamo recibió anoche al Villarreal con el mercurio por debajo del cero y hoy se espera que la nieve aparezca a partir de mediodía y no cese hasta la noche. El terreno de juego será un inconveniente para dos bloques que no saben jugar a otra cosa que no sea al buen fútbol.

Previa del Atalanta-Villarreal SD

Emery lleva manifestando que se encuentra satisfecho con sus jugadores y que se necesita un golpe afectivo fuerte para recuperar la autoestima. La Champions puede ser ese estímulo que relance a un Villarreal que propone mucho más de lo que recibe. Un triunfo de prestigio ante el Atalanta sería el golpe de efecto para concluir el 2021 con buenas sensaciones. 

La duda de Danjuma y la importante baja de Yeremy Pino, junto con la más que posible titularidad de Gerard Moreno, se convierten en las piezas principales del puzzle de Emery, al margen del dibujo táctico que pueda emplear el Submarino. La clave es Gerard y en gran parte la reacción del Villarreal en el tramo final del año dependerá del 7.

El equipo de Emery, como recordaba Albiol, ha sido duramente castigado en LaLiga. Su juego, dominante en muchas fases de los partidos, ha recibido duros reveses. Cada error ha recibido una carga excesiva de penalización. Esta noche será diferente, porque pase lo que pase el Submarino continuará en 2022 jugando en Europa. 

La trayectoria de los amarillos en la Champions ha sido inmaculada pese a las dos injustísimas derrotas ante el United, que han incidido en que no esté ya clasificado para octavos de final. Y como recordaba Emery, el Villarreal no sabe salir a empatar un partido. Si una virtud tiene este equipo es que no especula nunca con los resultados y si un defecto posee es que no ha sabido ‘enfríar’ ciertos partidos que se le escaparon por mínimos detalles descuidados.