Algo más de dos meses para que comience la nueva temporada de Fórmula 1. Una de las más esperadas debido al cambio de reglamento. Las escuderías toman decisiones pensando en lo mejor para el inicio de temporada y una de las decisiones más polémicas fue la del equipo Alpine de no renovar a Alain Prost en el puesto de asesor.

El expiloto francés se ha marchado muy dolido de la escudería también francesa e incluso, como despedida, ha revelado un dato que alarma a todos los seguidores del automovilismo en España. "Tiene un pequeño problema de fiabilidad en el motor", señaló en declaraciones a L' Equipe. "Durante las simulaciones en el banco de pruebas, han descubierto que la unidad de potencia aún no está funcionando al nivel deseado", añadió.

Desde Alpine trabajan para salvar la diferencia de motor que estos últimos años ha habido entre Mercedes, Red Bull y Ferrari con el resto de los equipos. Los principales esfuerzos esta pretemporada giraban en torno a ese progreso. Las palabras de Prost demuestran que el motor es el principal apartado a mejorar pero que aún faltan retoques. "Es más pequeño, más ligero y con un mejor centro de gravedad, lo que dejará espacio a mejorar la aerodinámica", decía Luca de Meo.

El equipo Alpine se enfrenta ahora a un problema inesperado. Durante los últimos dos años no han sufrido prácticamente problemas de fiabilidad en su motor, solo de rendimiento con respecto a los 'grandes'. El empeño en mejorar la potencia podría pasarles factura y hacer que pierdan la fiabilidad de la que gozaban estos años.