El pasado sábado el Valencia CF venció a la Atalanta en el partido de presentación en Mestalla, dejando además buenas sensaciones ante un buen equipo. Sin embargo, los focos no apuntaron al verde, sino a un futbolista que no se vistió de corto en ningún momento. La noticia estalló apenas unos minutos antes de que comenzara la ‘fiesta’ del Trofeo Taronja: el Wolverhampton inglés presentó, horas antes del partido, una oferta por Gonçalo Guedes. El cuadro blanquinegro, con la intención de aceptarla, decidió no darle minutos evitando así cualquier riesgo de lesión que pudiera echar por tierra la operación.

Ha tardado pero finalmente, a falta de 23 días para que se cierre el mercado, el Valencia CF recibió la oferta por Guedes que tanto estaban esperando desde el inicio de mercado. Lo confirmaba el propio Gennaro Gattuso en la rueda de prensa posterior al partido: «Ha llegado una oferta muy buena de la Premier por Guedes y tenemos que aceptar». La propuesta del cuadro inglés está fijada en torno a los 30 millones de euros, que podría llegar hasta los 35 en caso de que se cumpla ciertos variables que, a día de hoy, todavía se desconocen.

Así pues, Guedes y el Valencia CF están a punto de separar sus caminos tras cinco años de relación. La inactividad del mercado hizo valorar en algún momento la posibilidad de que el luso se quedara este verano en Mestalla, pero la realidad de la entidad dice otra cosa: la necesidad por vender era máxima para cuadrar las cuentas y era cuestión de tiempo que Guedes hiciera las maletas. El internacional portugués es el futbolista con más valor de mercado de la actual plantilla y eso le situó inevitablemente en la ‘pole position’ de la rampa de salida.

Ahora, con la economía más aliviada, el Valencia sigue sin estar en disposición de hacer grandes movimientos, pero sí cuenta con más libertad para asumir salarios de futbolistas que puedan llegar cedidos. El siguiente paso es la venta de un futbolista extracomunitario para atacar algunos de los objetivos primordiales del mercado.

Venta en su mejor momento

El Valencia CF va a cerrar el traspaso de Guedes en el mejor momento a nivel individual del futbolista. El curso pasado, con Bordalás al mando de la nave, el luso vivió el que hasta ahora ha sido su apogeo futbolístico, completando la temporada con 13 goles y seis asistencias entre liga y Copa del Rey. Visto lo visto en pretemporada, parecía que con Gattuso no solo no iba a cambiar el ‘chip’, sino que el futbolista de 25 años iba a seguir progresando en su estatus de líder ofensivo del equipo. Sin embargo, las circunstancias han empujado a Gonçalo Guedes a fichar por un equipo de mitad de tabla de la Premier League que espera dar un salto cualitativo con su nueva adquisición. De ahora en adelante, el exjugador del PSG trabajará por ganarse un hueco en el once titular de un equipo que cuenta con atacantes como Pedro Neto o Daniel Podence, ambos portugueses también. Además se reencontrará con Patrick Cutrone, jugador con un efímero pasado valencianista hace un par de temporadas y que actualmente continúa en la plantilla del equipo entrenado por el también portugués Bruno Lage.

Adiós al más determinante

Con la venta de Guedes, el Valencia pierde indiscutiblemente a su jugador más determinante en ataque. A día de hoy y a falta de más movimientos, Marcos André, Maxi Gómez, Samuel Lino, Samu Castillejo y Manu Vallejo son los hombres que se jugarán su puesto en el once titular de ‘Rino’. En cualquier caso, el futuro del uruguayo está más en el aire que nunca y la puerta de salida la tiene abierta. En caso de que termine saliendo también, se prevé que el club se esfuerce en incorporar jugadores para suplir su baja y la del extremo portugués.