El FC Barcelona continua en busca de fichajes, y con la activación de las palancas parece que el club ha ingresado una buena cantidad de dinero con el que podría moverse en el mercado para ofrecerle a Xavi un equipo competitivo para la próxima temporada. La posible venta de Frenkie De Jong podría ser clave también para activar algunas de las operaciones que la directiva se trae entre manos.

Uno de los anhelos del club es Bernardo Silva, que tal y como confirma Sport, habría dado el 'sí' a la operación para cambiar Manchester por Barcelona. Una operación que hasta hace unos días se veía casi imposible, pero que con la la entrada de capital han cambiado las tornas y se abre importante puerta para que el portugués vista de azulgrana la próxima temporada.

Aunque esta liquidez no asegura que Bernardo Silva vaya a jugar en el Barça la próxima campaña, y es que el Manchester City pide 100 millones por el jugador. El conjunto de la ciudad condal espera poder rebajar esa cantidad inicial hasta los 60 millones, por lo que se esperan unas duras negociaciones y que en caso de resolverse favorablemente para los azulgrana, no será a corto plazo.