El CD Castellón sigue trabajando en la planificación de su próximo proyecto, dentro de las directrices económicas pautadas por el presidente Vicente Montesinos. El club albinegro ha efectuado sus primeros pasos con la búsqueda de jugadores en varios filiales de Primera División. El primer futbolista con el que se ha alcanzado un principio de acuerdo es el polivalente lateral de La Nucía, José Mas, cuyo fichaje no es oficial todavía, pero se encuentra en la fase de tramitación de la documentación.

Fernando Gómez Colomer ha mantenido diversas conversaciones desde su llegada, pero se ha encontrado con diferentes obstáculos, al margen del económico, como la dilación de los propios futbolistas por esperar a clubs de categoría superior o por la subasta habitual en estas fechas por pelear por la mejor oferta.

Aun así, la segunda incorporación ya muy adelantada y tras alcanzar un acuerdo con Osasuna, será la del joven guardameta del filial rojillo Iván Martínez, quien llegará a préstamo hasta el 30 de junio. El club navarro correrá con casi la mitad de la nómina del portero, que ocupará también plaza de sub-23 al tener solo 19 años. En este caso, se trata de una petición expresa del entrenador de porteros del club albinegro. Iván Martínez es internacional con las selecciones inferiores de España y mide 1,80 metros de estatura.

Un refuerzo para la zaga

Otro de los objetivos del club de la capital de la Plana para ir configurando su nuevo proyecto deportivo es el lateral del Espanyol B Rubén Sánchez, un joven valor de la cantera perica y que agrada a Fernando Gómez Colomer. El jugador se encuentra en fase de renovación de su contrato, un requisito clave para que el club catalán pueda estudiar la cesión al Castellón o a cualquier otro equipo que se interese por el futbolista. El Espanyol, si finalmente se alcanza un acuerdo, también se haría cargo de una parte de la nómina que percibe el jugador. El hecho de que el filial perico esté en una categoría menos que el Castellón también es un aspecto importante para que pudiera ser posible la operación y acabe vistiendo la elástica albinegra cara la temporada 2021/22 en la novedosa Primera División RFEF.

Balboa no saldrá del Alavés

Por último, el Castellón ya ha recibido la negativa del Deportivo Alavés para ceder al centrocampista Álex Balboa. El jugador estaba de acuerdo en recalar en Castalia, pero se ha encontrado con un no rotundo de su actual club, que pretende armar un equipo para que su filial pueda ascender a Segunda RFEF. Esta opción se ha dado por cerrada en el Castellón, donde se continúa rastrillando el mercado en busca de incorporaciones.

Aunque hasta la fecha no se ha hecho oficial ningún fichaje y tan solo se ha anunciado la rescisión de contrato de Víctor García, quien se ha marchado a jugar a Polonia, en el club de la capital de la Plana se trabaja sin prisa pero también sin pausa con el propósito de confeccionar una plantilla de garantías con la que Sergi Escobar pueda empezar a trabajar a mediados del mes de julio.